La relación sexual implica el trabajo de las dos partes, por lo tanto ambos tienen la responsabilidad de inventar estrategias de tal forma que el sexo se vuelva placentero y no un mero acto de compromiso. Si bien es cierto el sexo no lo es todo en una relación, pero juega un papel muy importante, es tan importante como el vestir, el comer o el dormir. Al inicio cuando una pareja inicia su vida sexual, las relaciones íntimas son intensas, placenteras y ardientes, pero a medida de que pasa el tiempo, baja la actividad sexual al grado de llegar a una crisis sexual.

Matrimonio sin sexo

Muchas parejas actualmente están atravesando por una crisis sexual y no se percatan de ella, debido a que se enajena con asuntos relacionados con el trabajo, los hijos, la economía familiar y los conflictos que se producen entre los cónyuges. Una pareja está en crisis sexual cuando presenta las siguientes características:

  • Falta de apetito sexual, por una o por ambas partes.
  • Disminución de la frecuencia de las relaciones sexuales.
  • Problemas sexuales.
  • Tienen sexo por compromiso mas no por deseo o ganas.
  • Las relaciones íntimas son monótonas y predecibles.
La crisis sexual si no se atiende a tiempo puede desencadenar en una infidelidad, en la pérdida del deseo sexual e incluso puede terminar con el matrimonio o la relación. Cuando la pareja se percata de la crisis, entonces es momento entablar comunicación y verificar qué actitudes o situaciones los han llevado a la crisis.

Sexo en la pareja

La sexualidad va más allá del sexo por obligación, por interés o por otros motivos distintos al placer. La sexualidad implica conjugar todos sentidos (ver, tocar, saborear, oler, escuchar) en la intimidad de tal forma que el hombre y la mujer, se sumerja en un mundo en que las leyes sociales y las leyes divinas no ejercen ningún poder, simplemente se dejan llevar por los instintos. Instintos que los lleva a experimentar un placer que solo se consigue cuando el hombre y la mujer entran en comunión.

El éxito de una relación sexual dependerá de la creatividad y disponibilidad que se tenga en el acto sexual. Pasos para una relación exitosa:

  • Preámbulo: implica prepara el el terreno con actividades previas al contacto sexual, por ejemplo una cena romántica, tomarse una ducha juntos o simplemente un masaje. El preámbulo aporta una gran ventaja, pone los sentidos a flor de piel y son más sensibles, por lo tanto cada caricia, palabra, beso, y mirada se goza con gran intensidad. Las parejas que se brincan el preámbulo tienen como resultado una relación sexual menos satisfactoria.
  • Contacto corporal: es una de las formas en que el hombre y la mujer se trasmiten cariño y confianza sin necesidad de hablar. Las caricias deben de ser suaves y con delicadeza. Sentir las manos y el calor del cuerpo desnudo a muchas parejas le genera altos niveles de placer.
  • Beso: los besos son excitantes. Existe una gran variedad de tipos de besos, la pareja debe utilizar los besos que más goce les genere. Es importante experimentar con nuevos estilos de beso. Todo el cuerpo puede ser besado.
  • Sexo oral: representa una alternativa para aquellas parejas que les gusta experimentar sensaciones nuevas.
  • Coitos: es la penetración vaginal o anal. El coito deber ser suave y delicado.
  • Caricias pos coito: no se tiene que finalizar la relación sexual con el coito. Después del coito pueden continuar acariciándose, besándose, etc.
La relación sexual implica que el hombre y la mujer se desconecten de todo lo mundano y que enfoquen toda su energía para cumplir el objetivo, tener sexo placentero y de calidad.

Juegos sexuales

Lo importante en el sexo es que ambos se desinhiban. Uno y otro deben de tener la flexibilidad para revivir la pasión. Asimismo las parejas deben despojarse de los prejuicios religiosos, ya que algunas religiones limitan el sexo solo para fines de procreación.

Las revistas y las películas pornográficas representan una alternativa dentro de los juegos sexuales. Por ejemplo pueden hacer una recreación de una escena de la película o simplemente copiar algunas posturas sexuales.

El juego de la botella (desnudarse poco a poco) también es una alternativa ya que se observa cómo la pareja se despoja de la ropa.

El libro del Kamasutra es una buena guía para que la pareja aprenda nuevas posiciones. Desafortunadamente muchas posiciones son muy complejas. Para llevarlas a cabo se necesitaría tener un cuerpo atlético o habilidades de contorsionista.

Para las parejas que gustan de experiencias más extremas, pueden inscribirse en un club swinger, sadomasoquista o acudir a antros o bares donde haya espectáculos de sexo. Cualquier decisión que se tome respecto al sexo ambas partes deben de estar de acuerdo.