Existen muchas recetas sanas, fáciles y rápidas de preparar para conseguir una alimentación saludable para los niños y esta comienza por el desayuno.

Actualmente México ocupa el primer lugar en obesidad infantil y ello se debe en gran parte por los malos hábitos alimenticios que inculcamos a nuestros hijos. Las prisas y el estrés no ayudan a preparar un desayuno adecuado y mucho menos hay tiempo para sentarse a la mesa a comerlo con calma, por lo que muchos niños se marchan a la escuela y en el camino se comen alguna fritura, barrita azucarada o pastelito procesado comprado apresuradamente en la tiendita de la esquina o de plano, se van sin desayunar porque “no tienen hambre”.

Desayunos con avena integral para niños

El desayuno es la comida más importante del día. A continuación algunas recetas ricas y nutritivas para el desayuno de los niños, dos de ellas con avena, la cual, de acuerdo al dr. Miquel Pros, médico naturista y autor del libro Cómo cura la avena, es especialmente indicada en niños, ya que previene la aparición de caries (contiene filinatos que protegen el esmalte dental), mejora su digestión y favorece el sistema inmunitario, además de ayudar a su rendimiento escolar debido a sus nutrientes tales como proteínas, aminoácidos, vitamina B1 y B2, ácidos grasos insaturados, ácido linoleico, calcio, fósforo, hierro, magnesio y zinc.

Estas recetas infantiles son rápidas y fáciles de preparar.

Cereal de avena y amaranto

Ingredientes (1 persona)

  • ½ taza de avena integral
  • 1 taza de agua
  • 2 cucharadas de amaranto natural
  • 1 cucharada de germen de trigo
  • 1 cucharada copeteada de leche de soya en polvo
  • 1 cucharada de azúcar o miel al gusto
Preparación

En una cacerola pequeña poner a cocer la avena con el agua a fuego alto. Cuando comience a hervir, bajar la flama y cocer por dos o tres minutos. Servir en un plato hondo y mezclar el resto de los ingredientes y servir. En vez de la leche de soya puede utilizar leche de vaca. Si se desea hacer más nutritivo aun, añadir nueces, pasas o arándanos.

Muesli de avena con fruta

Ingredientes (1 persona)

  • ½ manzana rallada
  • 1 taza de yogur natural
  • 3 cucharadas de avena integral
  • 1 cucharada de miel de abeja
  • Unas gotas de jugo de limón
  • Nueces picadas (opcional)
Añadir las gotas de limón a la manzana, mezclar con el resto de los ingredientes y servir.

Omelet de vegetales

Ingredientes (1 persona)

  • 1 huevo
  • 2 ó 3 hojas de espinacas picadas finamente (o media zanahoria rallada, o ramitos finamente picados de brócoli, granos de elote, etc.)
  • 1 rodaja de cebolla picada
  • Sal
  • Pimienta (opcional)
Preparación

Sofría un poco la cebolla y añada el huevo ligeramente batido con sal y pimienta. Añada el o los vegetales y doble por la mitad cuando las orillas estén ligeramente doradas o simplemente, voltee. Puede utilizar jamón y también acompañar de frijoles refritos en muy poco aceite o de una tortilla o pan integral.

Huevo para el desayuno

Una variante al omelet, es preparar huevo a la mexicana: sofría cubos de jitomate (tomate), cebolla picada y pimiento verde picado (que representarían los colores de la bandera mexicana, de ahí su nombre), añada sal y cueza por dos o tres minutos, hasta que esté bien cocido y añada un huevo, mezclando bien por un par de minutos.

Otra variante es echar primero el huevo en una sartén caliente con una cucharada de aceite, revolver con una palita y cuando esté cocido, añadir frijoles, queso (rallado o en cubitos, el de su elección) o incluso, papa en cubos. Sirva caliente con tortillas o pan. Puede acompañar con un vaso de leche o licuado de frutas.

Bolitas de papa

Ya sea que haya cocido una papa la noche anterior, es práctico usar puré de papa en hojuelas. Añada una poca de agua o leche y también un poquito de mantequilla, ralle queso de su elección (gouda, cheddar, oaxaca o manchego, de los que son fundibles) y forme bolitas de dos centímetros con las manos húmedas. Coloque en una sartén que tenga una cucharada de aceite de oliva y dore a fuego bajo por todos lados, moviendo la sartén. Puede servirlo con frijoles refritos y pan. Acompañe con leche o licuado de frutas.

Licuado de frutas

Es un desayuno muy fácil, sencillo y completo. Solo mezcle un vaso de leche, una cucharada de azúcar o miel de abeja y media taza de fruta (si usa plátano, que sea uno entero) y muela perfectamente en una licuadora. Sirva. Para hacerlo todavía más completo, añada una cucharada de amaranto natural o de avena integral.

Yogur con fruta

Compre fruta de la estación (plátano, manzana, melón, papaya, uvas), lave, pele y pique en cuadritos y añada yogur, de preferencia natural. Añada una cucharada de miel de abeja y otra de granola.

Otros consejos para un desayuno saludable

Levántese diez minutos más temprano para preparar el desayuno: los desayunos aquí mencionados llevan solamente unos cinco minutos de preparación o menos, y así podrán sentarse los niños a la mesa y comer con calma.

Siempre que le sea posible, sustituya el jamón de origen animal por jamón vegetariano: el primero y por mucha publicidad que tenga, es elaborado con desechos animales, harinas, saborizantes y sustancias que le dan su consistencia. El segundo es hecho o de trigo o de soya, mucho más nutritivo. Compre huevo orgánico en vez del comercial: suele estar libre de hormonas.

En el caso de las frutas, utilice frutas de la estación, son más económicas y frescas. Un buen consejo es congelar las fresas cuando son de temporada (utilice una bolsa resellable o un recipiente hermético congelable) y utilizarlas posteriormente en licuados o agua de frutas.

Por otra parte, no sirva porciones abundantes: un niño no debe comer las mismas cantidades que un adulto.

Almuerzos infantiles: ¿qué prepararles para el lunch escolar?

Para recetas de almuerzos ricos y saludables, consulta el siguiente artículo: almuerzos para niños con alimentos nutritivos .

Disfrutar de un desayuno saludable no tiene que ser complicado ni llevar mucho tiempo de preparación. Escogiendo alimentos nutritivos para niños se pueden hacer estas recetas sanas, fáciles y rápidas.