Durante los 9 meses de la dulce espera, sobre todo cuando se trata de embarazos de primerizas, surgen muchas dudas de las actividades que se deben y las que no se deben hacer. Esta es una sencilla guía de algunas actividades que NO se deben realizar o debes evitar para lograr un desarrollo sano y feliz tanto de tu bebé como para que tú te sientas bien.

El consejo para cada duda que surja es atender a la lógica y sobre todo a las recomendaciones del médico.

  • NO tomar alcohol, ya que éste puede aumentar el riesgo de que el bebé nazca con defectos físicos y/o mentales.
  • NO a la automedicación, ya que muchos de los medicamentos que consumía la mujer embarazada antes de su embarazo, podrían tener algún efecto nocivo en el bebé y hasta causar malformaciones. Por lo tanto, en caso que la nueva embarazada tenga una serie de medicamentos que consumía antes de quedar embarazada, debe consultar al médico si puede continuar o no con su ingesta.
  • NO consumas o evita consumir carnes crudas, o poco cocidas, ya que éstas pueden poseer parásitos que causan la toxoplasmosis.
  • NO ingieras ningún tipo de verdura o fruta sin antes lavarlas bien con agua.
  • NO tomes baños en jacuzzis con agua caliente, las altas temperaturas pueden afectar tu salud y la formación de tu bebé.
  • NO utilices saunas, ya que sus altas temperaturas podrían causarte desmayos.
  • NO fumes tabaco y evita fumar y estar cerca de personas fumadoras. El efecto del cigarrillo podría conllevar a malformaciones en el bebé.
  • NO consumas ningún tipo de drogas que pueda afectar la salud de tu bebé.
  • NO consumas cafeína o evita consumirla, asimismo, evita el consumo de gaseosas o refrescos y cambia su consumo por agua potable.
  • NO te tiñas el pelo o evita hacerlo sobre todo durante el primer trimestre del embarazo, ya que estos productos químicos entran en contacto con la corriente sanguínea a través del cuero cabelludo y podrían afectar al bebé.
  • NO permanezcas mucho tiempo en salones de belleza encerrados, ya que los tintes o productos de manicura para uñas sintéticas pueden ser muy fuertes y tener olores que afecten tu salud y la de tu bebé. Ten preferencia por los salones o peluquerías que tengan ventilación y que no concentren estos fuertes olores.
  • NO uses tacones altos o evita hacerlo, ya que pueden contribuir a tu dolor de espalda o puedes ser más susceptible de resbalones y caídas, ya que el centro de gravedad de tu cuerpo varía según crezca el bebé y tu barriga.
  • NO practiques actividades deportivas que conlleven riesgos de caídas, tal como el esquí, patinaje, surf o montar a caballo. En cambio, sí puedes practicar ejercicios como caminatas, natación o el yoga. En todo caso, consulta con tu médico el tiempo recomendado para cada una de estas actividades.
  • NO practiques submarinismo, ya que la presión a la que se someten las personas que practican este deporte al subir a la superficie podría afectar de manera negativa.
  • NO te montes en aparatos o atracciones que terminen en aterrizajes fuertes ni que te hagan chocar el abdomen.
  • NO entres en contacto con niños que tengan ciertas enfermedades que tú aún no hayas padecidos, tal como la rubéola o la varicela, ya que contagiarse durante el embarazo de estas enfermedades, supone un riesgo para tu bebé y para ti.
Tal vez todos estas prohibiciones te parezcan antipáticas o incómodas en ocasiones, ya que cambia el ritmo de la vida que llevabas antes de quedar embarazada. Tal vez hasta te pueden resultar pequeños sacrificios, pero siguiendo cada una de estas recomendaciones tendrás la mejor de las recompensas: un bebé sano y un embarazo feliz.