La sociedad actual está cada vez más interesada en la práctica deportiva. Se estimula la adquisición de hábitos saludables desde tempranas edades y desde los centros educativos, los gimnasios y los centros polideportivos forman parte del pasaje de nuestras ciudades, las personas más mayores pasean y realizan actividades adaptadas a sus posibilidades. En este contexto cualquier información sobre cómo los avances tecnológicos en materiales textiles ayudan a disfrutar de estas aficiones puede contribuir a practicarlas con mayor confort.

Novedades textiles para mantener el calor y expulsar la humedad

Las prendas deportivas deben poder retener el calor corporal, eliminar la humedad generada por el sudor y secar rápido. Para ello se usan fibras como Thermolite, Dri Fit o Clima Cool, entre otras, para conseguirlo. Estos tejidos están compuestos con capas de fibras huecas que favorecen el aislamiento térmico, la capacidad de absorción de líquidos y la velocidad de propagación del líquido hacia el exterior. Cuanto menor sea el gramaje del tejido, menos pesa la prenda y, por tanto, más cómoda resultará.

Las fibras discontinuas son menos transpirables, pero su capacidad de absorción y de propagación de agua es adecuada y se secan pronto. Las fibras continuas obtienen el resultado inverso. Cuanto más pegada es la prenda, menos aire va a circular entre ella y el cuerpo, y se evita que baje la temperatura, y que perdamos energía en mantenerla. En el caso de temperaturas elevadas la necesidad es la contraria. Así la ropa debe quedar lo más alejada posible del cuerpo, para que circule la mayor cantidad de aire posible y refrigerar mejor.

Neopreno y lycra para deportes acuáticos

En deportes acuáticos la primera capa adquiere una importancia fundamental puesto que muchas veces termina siendo la única. La función de la primera capa en deportes como el surf, el piragüismo es la de mantener el calor corporal de la forma más eficiente posible. Para ello las camisetas de lycra que se ajustan completamente a la piel constituyen una ayuda muy eficaz. El neopreno es una goma sintética basada en el policloropreno con la que se confecciona un tejido mucho más grueso y que conserva mucho mejor el calor corporal. Por ello es muy utilizado en deportes en los que hay que combatir a la vez una temperatura del agua mucho más baja que la de nuestro cuerpo, así como temperaturas atmosféricas bajas.

Prendas deportivas con fibras sintéticas y poliésteres

Cuando de lo que se trata es de proteger un cuerpo en pleno rendimiento en la montaña o corriendo por la ciudad las prendas que empleemos deben ser ligeras y, cómodas, deben secar rápido y tener buenos niveles de absorción del sudor. En invierno a estas características bien podríamos sumarle la de tener cierta capacidad de mantener el calor. El algodón es en este caso un tejido que descartar cuanto mayor sea la intensidad del ejercicio aeróbico. Los materiales más adecuados son las fibras sintéticas y el poliéster que suelen ir mezcladas con lycra o elastano para ganar más capacidad para mantener el calor corporal. Este tipo de camisetas son las adecuadas para hacer aerobic, correr, deportes de equipo al aire libre, etc.

Tejidos gore tex y windstopper

Cuando las condiciones climatológicas se hacen más duras, cuando aparece el frío del invierno o la lluvia y el viento, o incluso la nieve hay que pensar muy seriamente disponer de una segunda capa de apoyo a la primera. La membrana de gore tex tiene la característica de tener muy buena impermeabilidad pero, a la vez, disponer de un importante grado de traspirabilidad. El windstopper es otro tejido similar al anterior pero con la particularidad de proteger del viento que es un factor muy importante de pérdida de calor en determinados entornos naturales. Las prendas de montaña suelen combinar la membrana windstopper para una capa exterior con el forro polar en otra capa interior que mantiene muy bien el calor.

Camisetas térmicas y camisetas técnicas

En el mundo de los atletas populares se conocen por camisetas técnicas aquellas ligeras, confeccionadas normalmente con fibra sintética, que no son de algodón. En el mundo de montañismo se habla de camisetas térmicas como aquellas de primera capa que puestas debajo de un forro polar, por ejemplo, mantienen especialmente la temperatura corporal. Las diferencias entre estas prendas radica en la confección de las prendas y sobre todo en su uso.

Prendas deportivas básicas en el armario de un deportista

Lo que hay que tener es camiseta de tirantes para el verano, camiseta pegada de elastano para días de lluvia con temperaturas superiores a los 10 grados, una camiseta de manga larga térmica para segunda capa para frío, lluvia y viento entre 3 y 10 grados, foro polar con windstopper y un gore tex. Esto sería una equipación elemental por la que comenzar. Luego todo depende de qué deportes se practique concretamente y de la climatología de la zona donde se vaya a realizar.