Hoy en día se sabe que las diferentes inclinaciones sexuales no son una enfermedad. Pues en 1973 fue eliminado de la lista de males mentales por la Asociación de Psiquiatría en Estados Unidos; y a pesar de que mucho se hable del origen por tal o cual orientación sexual, sigue existiendo alrededor del mundo rechazo y discriminación a personas que viven una sexualidad diferente a la que comúnmente se considera como normal.

Y no se trata de indagar de por qué en pleno siglo XXI sigue existiendo una gran falta de tolerancia a la diversidad sexual; lo que sí hay que señalar es que para las personas bisexuales resulta más complicado el poder ser aceptados dentro de la sociedad, ya que éste grupo de personas sufre discriminación tanto por heterosexuales como por homosexuales.

¿Es la bisexualidad una transición hacia la homosexualidad?

A partir de la segunda mitad del siglo XX la bisexualidad ha sido objeto de estudio y hasta el día de hoy existen varios desacuerdos sobre su existencia y naturaleza. Y es así que muchos argumentos como “eres o no eres, no existe términos medios”, “esas personas dicen ser bisexuales porque no aceptan que son homosexuales y por el afán de ser aceptados dentro de una sociedad se relacionan con personas del sexo opuesto”, “los bisexuales no saben lo que quieren”... y algunos otros juicios más que se escuchan en las calles sólo provocan miedo y malestar para estas personas.

La bisexualidad es poco tocada en libros o películas de sexualidad ya que suele considerarse como una extensión de la homosexualidad o un desliz de la heterosexualidad, pero nunca como una verdadera orientación sexual y preferencia hacia ambos sexos.Y aunque existen muy pocos estudios realizados para definir realmente la identidad sexual, para Freud, la raza humana es de naturaleza bisexual.

Bifobia

El rechazo hacia las personas bisexuales o hacia la bisexualidad misma se conoce como bifobia y se refiere al punto de vista donde necesariamente todos los seres humanos deben pertenecer a alguna de las otras dos orientaciones. Es por eso que a las personas bisexuales se les exige definirse hacia uno de los dos extremos, negando su bisexualidad.

Otras razones para tal rechazo es por la creencia o estereotipo de una supuesta promiscuidad inherente a su condición sexual; es decir la practica de relaciones sexuales con varias parejas o grupos. Para la Organización Mundial de la Salud considera la promiscuidad como más de dos parejas sexuales en menos de 6 meses.

Orgullo bisexual.

El día Internacional de la bisexualidad es celebrado el 23 de septiembre y es una fecha poco conocida incluso para la comunidad LGBTTI, entre algunos de los objetivos que tiene celebrar éste día es evitar la bifobia. Con referencia a que Sigmud Freud fue el primero en estudiar la bisexualidad se toma la fecha de su muerte para celebrar la reivindicación de este hecho.

Debido a que muchos de los bisexuales sienten que no perteneces ni al grupo de los heterosexuales ni al de los homosexuales, han decidido formar su propias comunidades, cultura y movimientos políticos. Por otra parte como la bisexualidad está en el punto medio entre la homosexualidad y la bisexualidad, algunos de ellos prefieren formar parte de una de estas dos colectividades.

Así como la homosexualidad posee sus símbolos que la representan, la bisexualidad también hace uso de ciertas insignias, como la bandera del orgullo bisexual, diseñada por Michael Page, la cual es es un símbolo de identidad bisexual que se conforma por una franja rosada que representa la homosexualidad y una franja azul que representa la heterosexualidad y al entremezclarse éstos dos colores dan origen al morado el cual representa la bisexualidad.