Tenemos un conejo como mascota, le construimos una casa especial, le enseñamos a usar su arenero, sabemos cuál es su alimentación adecuada, sus cuidados básicos y algunas de sus enfermedades (estasis intestinal, maloclusión), pero cuando llega a enfermarse, desconocemos qué medicamentos son especiales para nuestro conejo o si le podrán dañar. A continuación una lista de medicamentos confiables en conejos.

Anestésicos y sedantes en conejos

Están los anestésicos inhalados como isoflurano, halotano (del 1 al 3%) o sevoflurano (al 8%), utilizados en anestesia general. Está también el óxido nitroso, pero no se recomienda utilizarlo como anestésico general (cirugías como la esterilización). Están también los derivados y combinaciones de ketamina (ketamina-xilazina, ketamina-medetornidina, ketamina-xilazina-acepromazina, ketamina-midazonam), pero no se recomiendan para anestesia general (cirugías). Como agentes reversos están atipamezol (cuando se ha usado la medtomidina o xilazina) y la yohimbina (cuando se usó xilazina).

Sobre el nembutal (pentobarbital sódico) se recomienda en casos terminales (eutanasia) y que previamente se utilicen analgésicos suplementarios. Respecto a analgésicos opiáceos está el buprenorfina, utilizado en algunos casos post operatorios o preoperatorios.

Analgésicos para conejos

Se refiere a los medicamentos que ayudan a reducir la sensación de dolor, sea después de un traumatismo o recuperación postoperatoria. Acerca de los antiinflamatorios y analgésicos no esteroideos que son seguros para conejos, está el carprofen, la aspirina, el meloxicam, el ketorolaco y el ketoprofeno, los cuales ayudan además a reducir el dolor pero tienen que ser recetados por el médico veterinario quien indicará la dosis adecuada para el conejo. Aunque son bastante seguros, no se recomienda usarlos por largos periodos de tiempo para evitar daños gastrointestinales o en los riñones.

Como anestésicos locales están la lidocaína (diluída al 0,5%) y la bupicaína (utilizada antes de hacer incisiones quirúrgicas.

Antibióticos en conejos

Los antibióticos se prescriben en caso de infección bacteriana y el tipo de antibiótico a utilizar depende de la parte afectada del cuerpo del conejo. Por ello se prescriben con cuidado, ya que pueden causar efectos adversos en la flora intestinal del conejo. Algunos antibióticos relativamente seguros para los conejos son: amikacina, cloranfenicol, ciprofloxacina, difloxacina, doxicilcina, marbofloxacina, metronidazol, trimetoprima/sulfametoxazol, tobramicina. Sí se recomienda la gentamicina, pero con extremo cuidado.

Si bien hay veterinarios que recomiendan utilizar amoxicilina, los veterinarios más experimentados en conejos no la recomiendan en absoluto, ya que advierten que puede causar la muerte (incluso días después del tratamiento). Algo similar ocurre con antibióticos como tilmicosina, penicilina, lincomicina, clindamicina, cefalosporinas y la ampicilina, además de que su uso está asociado a la diarrea en conejos.

Sobre el uso de albendazol, fenbendazol y oxibendazol, aunque también son de uso veterinario (perros), tampoco se recomiendan, ya que están asociados a la estasis intestinal e incluso, a la muerte del conejo.

Medicamentos gastrointestinales en conejos

Son de uso seguro la metoclopramida y cisaprida para ayudar a la motilidad intestinal. La única contraindicación es en el caso de que el conejo presente obstrucción intestinal. No se recomienda el uso de cisaprida y metronidazol a la vez, ya que pueden interactuar y producir arritmias cardiacas.

Enfermedades de la piel en conejos

En el caso de ácaros (ver foto inferior) se recomienda el uso de ivermectina (debe tenerse mucho cuidado con su manejo) y otro medicamento seguro es la selamectina. En el caso de infecciones de oídos es viable utilizar el limpiador ótico que se utiliza para perros, el cual se aplica como indica el envase, se presiona ligeramente la oreja y finalmente se limpia y retira con una torunda de algodón.

Homeopatía para conejos y otras terapias

Es recomendada en los conejos por su uso seguro. Con todo, se recomienda que sea un veterinario homeópata quien recete el medicamento adecuado para el conejo. También hay otras terapias como la acupuntura o las flores de Bach, muy útiles también como terapias complementarias o para ayudar a nuestro conejo en una etapa de recuperación.

Ante todo, se recomienda la supervisión y validez de un veterinario calificado antes de suministrar cualquier tipo de medicamento a nuestro conejo. El veterinario nos indicará la dosis y frecuencia del medicamento y así evitar posibles intoxicaciones o daños a sus órganos o que incluso le causen la muerte.

Existe una calculadora especial para indicar la dosis correcta para un conejo en caso de que el médico no la sepa: pero se insiste que únicamente el veterinario puede prescribir el tratamiento.

IMPORTANTE

Para otras dudas y URGENCIAS, por favor contáctame mediante mi correo: da click en mi nombre "Mayra Cabrera" (está tanto al final como al inicio del artículo), te llevará a mi biografía y ahí encontrarás mi correo personal. También búscame en Facebook como Mayra Cabrera: envíame un mensaje.