Después de las notorias ausencias de Rafael Nadal y Roger Federer, de las prematuras derrotas de varios de los favoritos y de los constantes retrasos que causó la lluvia, el accidentado Masters 1000 de Toronto finalmente tendrá su encuentro definitivo, en el cual el campeón defensor Novak Djokovic enfrentará a Richard Gasquet desde las 19:00 hora local (20:00 en Argentina, 01:00 en España).

El nº 2 del mundo ganó el título el año pasado y necesita repetir el trofeo para conservar los puntos y no perderle pisada a Federer en la lucha por el nº 1 del mundo. En las semifinales, el serbio derrotó a su compatriota Janko Tipsarevic por 6-4, 6-1 en un encuentro interrumpido varias veces por la lluvia y que se terminó resolviendo con mayor facilidad de la que se esperaba.

Por su parte, Gasquet logró eliminar a John Isner por 7-6 (3), 6-3 jugando en un nivel realmente bueno y con el adicional de haber conseguido llevarse el tie break ante un jugador como el estadounidense que con sus 2,06 metros de altura prácticamente en todos sus encuentros gana al menos un tie break.

El francés, de 26 años y actual nº 21 del Ránking Mundial, ha hecho un torneo estupendo, eliminando a grandes jugadores y desplegando un tenis que hace tiempo no mostraba. En 2º ronda derrotó a Kukushkin por un 6-3, 7-5, tras lo cual sorprendió al ganarle con facilidad a Berdych (6-4, 6-2). Ya en cuartos de final perdió el primer set ante Fish (finalista en 2011), pero luego revirtió el partido de gran manera para terminar ganando con autoridad por 5-7, 6-1, 6-2.

Con su triunfo ante Isner, Gasquet accedió después de mucho tiempo a una final de Masters 1000. Hasta el momento sólo ha disputado dos: en 2005 en Hamburgo y la última vez precisamente en Toronto en 2006. En ambos casos el verdugo fue Roger Federer. Nuevamente en la ciudad canadiense, el francés intentará cortar la racha y lograr el primer título del año. Hasta ahora, en 2012 sólo disputó una definición y también la perdió, en Estoril ante Juan Martín del Potro. En su carrera lleva acumuladas seis conquistas, aunque no logra una desde Niza en 2010. De todos modos, aún perdiendo ante Djokovic se asegurará subir unos cuantos puestos en el ránking, ya que el año pasado quedó eliminado en octavos de final, por lo que no defiende muchos puntos.

Realidad bien distinta es la de Djokovic, que en Toronto está buscando su 12º trofeo en este tipo de certámenes (el 31º a nivel global) y el segundo este año tras consagrarse en Miami. A eso se le suma el título en el Australian Open, una cantidad algo escasa si tenemos en cuenta que en 2011 "Nole" ganó diez torneos.

Djokovic llega con algo más de cansancio que Gasquet tras su participación en los Juegos Olímpicos. Si bien su andar en Toronto ha sido firme, no fue arrollador. Tomic y Querrey fueron las primeras víctimas, tras lo cual Tommy Haas opuso mucha resistencia en los cuartos de final y estuvo cerca de dar la sorpresa. El nº 2 del mundo terminó ganando por 6-3, 3-6, 6-3 y luego eliminó a Tipsarevic para llegar a la final y mantener intacta la ilusión de repetir el título y quedar apenas 165 puntos por debajo de Federer en el Ránking Mundial, con lo cual podría recuperar el nº 1 en Cincinnati, torneo que arranca mañana y al que, por ahora, Djokovic asistirá.

No hay dudas de que el nº 2 de mundo es el favorito para quedarse con el título, pero Gasquet viene jugando muy bien y si a eso se le suma el desgaste que arrastra Djokovic, el partido podría equilibrarse.

Historial entre ambos

Los antecedentes entre ambos jugadores respaldan aún más el favoritismo lógico de Djokovic. El serbio domina la serie por 6-1, incluyendo un triunfo por 7-5, 6-3 este año en Miami, en una superficie idéntica a la de Toronto. Los últimos cuatro duelos quedaron en manos del serbio sin ceder sets, con lo cual la tendencia de cara a este nuevo choque está clara.

La única victoria de Gasquet se dio en el Masters de fin de año del 2007 jugado en China. Allí el francés se impuso por 6-4, 6-2.