En México se ha visto obstaculizado el derecho reproductivo y sexual de las mujeres, así como el acceso a la justicia en defensa de estos, sin embargo, estos derechos si se encuentran contemplados en el derecho mexicano.

Los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres

Los fundamentos bajo los cuales se debe dar cumplimento y tiene carácter de obligatorio y legal la garantía tanto al acceso a los derechos sexuales y reproductivos como a su protección mediante el derecho de acceso a la justicia impartida bajo la tutela de los principios de igualdad y de no discriminación de género, existen y son contemplados en México.

La falta u omisión de su regulación e incluso criminalización de los primeros no solo obstaculizan el acceso a la garantía de acceso a la justicia, sino que además este se ejerce en contra y como restricción y violación de los primeros derechos violando la supremacía de las garantías de igualdad y de no discriminación de género.

Los fundamentos y el marco legal nacional de los derechos sexuales y reproductivos

El acceso a estos derechos se basa en la obligatoriedad y vinculación con los fundamentos de carácter internacional de conformidad con el artículo 133 de la Carta Magna de México el cual dice:

Esta Constitución, las leyes del Congreso de la Unión que emanen de ella y todos los Tratados que estén de acuerdo con la misma, celebrados y que se celebren por el Presidente de la República, con aprobación del Senado, serán la Ley Suprema de toda la Unión. Los jueces de cada Estado se arreglarán a dicha Constitución, leyes y tratados, a pesar de las disposiciones en contrario que pueda haber en las Constituciones o leyes de los Estados”.

Todo este conjunto de leyes sostiene un orden jerárquico y prelatorio en el que el Estado Mexicano contempla la supremacía del derecho internacional como equiparable a la supremacía de la Carta Magna de México, la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos de 1917.

El fundamento legal nacional a través del fundamento legal internacional

En vinculación con este precepto es que entonces deberán entenderse los diversos instrumentos normativos internacionales que han sido firmados y ratificados por México, fundamentados y comprendidos primeramente en el marco de los Derechos Humanos.

Dichos instrumentos normativos internacionales se clasifican de acuerdo con el derecho internacional en dos tipos de documentos; los de tipo convencional, lo cual les da un carácter de vinculación y los de tipo declarativo, sin carácter de vinculación.

Instrumentos normativos internacionales

Los primeros son los tratados, convenios, pactos y protocolos, de carácter internacional que son firmados por los Estados que conforman la Organización de las Naciones Unidas ONU y que además también son de carácter obligatorio.

Una vez firmados y ratificados estos documentos, las partes se obligan a cumplir los preceptos normativos de su contenido, lo cual implica también sanciones jurídicas en caso de incumplimiento.

Estos son de carácter legal no solo a nivel internacional sino también a nivel nacional. Los de tipo declarativo se limitan a tener carácter de compromiso moral únicamente ya que carecen del elemento coercitivo de los anteriores, sin embargo, los Estados firmantes se sujetan a una promesa de colaboración internacional. Entre estos últimos destacan las plataformas de acción, conferencias o convenciones internacionales.

Son varios los instrumentos normativos internacionales que han sido firmados y ratificados por México, lo cual lo obliga a apegarse a dichas disposiciones, entre las cuales se encuentran el goce, ejercicio y protección de los derechos reproductivos y sexuales.