Tan presente, pero siempre inadvertida a la clorofila se le ha conocido como el elemento esencial para la fotosíntesis y pigmentación de las plantas. Lo que se desconoce son los grandes beneficios para la salud. Posee virtudes que van desde el control de los olores corporales hasta ser anticancerígena.

Efectos de la clorofila en el cuerpo humano

Diversas publicaciones médicas han mostrado que la clorofila es antioxidante, mejora la circulación en personas con várices, es desintoxicante, interviene positivamente en el correcto funcionamiento de los riñones, el hígado, el intestino y de los procesos metabólicos del organismo. Durante la Primera Guerra Mundial, se usó en los vendajes para la cicatrización de las heridas pues también ayuda a regenerar los tejidos.

La clorofila se encuentra principalmente en alimentos como coles, brócoli, lechuga, cilantro, apio, espinaca, soya, lentejas, cebada y ajonjolí. Sin embargo, el cuerpo humano no aprovecha bien sus propiedades razón por la cual los médicos recomiendan que funciona mejor si se consume a través de suplementos en cápsulas o en solución. Su tratamiento consiste en extraer la clorofilina, compuesto de la clorofila de mejor absorción por el organismo.

Aportes de la clorofila para el organismo

Lo que hace este producto una maravilla es su alto contenido en vitaminas A, C, D, E, K, U, complejo B y sus derivados: ácido fólico, riboflavina y biotina. Además de minerales tales como sodio, potasio, calcio, fósforo, hierro y manganeso. De esta manera el organismo tiene seguro una gran cantidad de nutrientes que protegen y fortalecen a las células.

Es de destacar especialmente, que la clorofila es rica en betacaroteno, xantofila y luteína, agentes que reducen significativamente el riesgo del cáncer. Estudios médicos han comprobado su acción protectora frente a elementos tóxicos provenientes del humo del tabaco e incluso amortigua los efectos de algunos medicamentos que actúan con agresividad en el cuerpo.

Por tener una estrecha semejanza con el protohemo, agente que pigmenta la sangre, a la clorofila se le suele llamar "sangre verde". Pero en la medicina alternativa se le conoce como "la fuente de la vida" ya que desde el periodo de la conformación de la Tierra, la clorofila cumplió un papel fundamental en el desarrollo de los primeros microorganismos.

Para tener una vida mucho más saludable se puede agregar un par de cucharadas de clorofila soluble a los jugos naturales. También se puede hacer una bebida purificante en las mañanas con algunos vegetales tal como lo sugiere la siguiente receta:

Ingredientes

  • 1 puñado de hojas de su preferencia (espinaca, rúgula)
  • 1/4 de taza de remolacha en cubos o zanahoria
  • 1 puñado de brotes de su preferencia
  • 1 taza de manzana en cubos sin cáscara
  • 1/4 de taza de pepino en cubos (opcional)
  • 1/4 de taza de agua
Licuar todo y pasar por un colador. Tip: se puede agregar al final unas hojas de menta, o de perejil. O si lo prefiere se le puede agregar un poco de apio para avivar su sabor.

Consejos para un mejor consumo de vegetales

  • Al comprar verduras, es preciso verificar que la textura sea firme y sea atractiva a la vista.
  • No es recomendable almacenar los vegetales en envases plásticos ya que la humedad los descompone muy rápido, mejor con bolsas de papel.
  • Antes de su consumo los vegetales deben estar muy bien lavados.
  • Para aprovechar todo su valor nutricional, es bueno comer vegetales en crudo.
La clorofila es un privilegio de la naturaleza que sigue asombrando a la comunidad médica. Ser conscientes de sus propiedades hace que la sociedad realice cambios en su dieta alimenticia para llevar una vida más saludable.