Después de la Fiesta Nacional de la Vendimia, que se realiza todos los años en marzo en Mendoza, comienza la Vendimia Gay. El espectáculo, que se efectúa desde hace quince años, cada vez obtiene más reconocimientos en la comunidad provincial y nacional, a la vez que se va convirtiendo en una nueva opción turística para Mendoza.

Vendimia para todos

“Vendimia para todos” es el eslogan de la Vendimia Gay. La fiesta pretende ser un espacio de integración y de reconocimiento de la comunidad gay tanto en la provincia de Mendoza como a nivel nacional e internacional.

La Vendimia Gay se realiza desde hace quince años y encuentra su origen en la iniciativa del empresario mendocino Ricardo Tito Bustos, pionero en la puesta en pie de discotecas gay en Mendoza. Según cuenta Tito Bustos en una entrevista, la Vendimia Gay nació de una broma, pero ya al segundo año de su realización empezó a ser reconocida por los medios de comunicación.

La propuesta es generar también otro atractivo turístico para la ciudad de Mendoza. En una nota del Diario Los Andes titulada “La Vendimia Gay sigue sumando novedades”, Gabriel Canci, organizador de la Vendimia Gay, afirma que: “Hay que recordar que a este evento llegan muchas personas no sólo del país, sino también turistas internacionales; con esta propuesta se suma una opción turística más”.

La Vendimia Gay: el espectáculo

La Vendimia Gay incluye una importante cantidad de artistas en escena y música en vivo. Danza y teatro se combinan para otorgarle al espectador toda la belleza y el colorido de un espectáculo sin igual. En la edición del año 2010 se presentó la banda tributo a Queen “Dios salve a la reina”. Desde ese año, además de la tradicional reina de la Vendimia Gay se elige también un rey.

Se realiza un casting de artistas con anterioridad y se prepara el espectáculo en todos sus detalles. El espectáculo de la Vendimia Gay incluye presentaciones de reconocidas drag queens a nivel nacional. Para la elección de la reina y el rey, a diferencia de la Fiesta Nacional de la Vendimia que elige una candidata por departamento, los organizadores de la Vendimia Gay realizan un casting en el que eligen los candidatos con anterioridad.

El turismo gay

La Vendimia Gay en Mendoza se ha insertado en los circuitos de lo que desde hace un tiempo a esta parte se conoce como el turismo gay friendly. Las sociedades modernas adoptan cada vez una actitud más abierta hacia la diversidad sexual y al mismo tiempo los empresarios empiezan a tomar nota de que la comunidad gay es un creciente mercado dispuesto a frecuentar circuitos turísticos particulares.

La Vendimia Gay en Mendoza ha logrado su cometido de convertirse en una nueva opción para el turismo en la cada vez más turística Mendoza. Las últimas ediciones de esta fiesta han contado con un auditorio de alrededor de tres mil personas. Una fiesta que comenzó como un festejo under de la comunidad gay de Mendoza es ahora un espectáculo reconocido en la provincia y en todo el país.