La escala pentatónica se caracteriza por estar compuesta por cinco notas en una octava.

Es la escala más utilizada en géneros como el Blues, el Rock, el Hard Rock o el Heavy Metal.

Su principal ventaja es la sencillez y la facilidad de memorización que implica que sólo contenga cinco notas, pero a pesar de ello gran parte de los guitarristas modernos la utilizan prescindiendo prácticamente de otras escalas.

Una vez que domines la pentatónica te darás cuenta que la mayor parte de los solos de guitarra del Rock, el Jazz, el Blues o el Hard Rock se basan precisamente en la pentatónica.

Como introducción cabe decir que existen dos tipos de pentatónica, la mayor y la menor, pero ambas utilizan el mismo patrón variando únicamente la nota raíz o tónica; así por poner un ejemplo la pentatónica de La menor utiliza exactamente el mismo patrón que la pentatónica mayor de Do.

Podemos ver cada uno de los cinco patrones en las fotos adjuntas, donde aparece una representación gráfica de los mismos para una mejor comprensión.

Formas de practicar la escala pentatónica

Los cinco patrones de la escala pentatónica pueden trasportarse a lo largo de todo el diapasón.

Es importante trabajar cada uno de los patrones de manera que la digitación sobre los mismos sea completamente automática.

Puedes empezar por cualquiera de las notas dentro del patrón y continuar por la que más te apetezca.

Lo importante es ir experimentando con el sonido y con la situación de las notas de manera que te sea posible hacer la escala de arriba-abajo, de abajo-arriba o alternando notas.

Una vez que vayas dominando los patrones individualmente, te darás cuenta de que estos son colindantes en el diapasón siendo así que la línea derecha de un patrón es la izquierda del siguiente.

Cuando no tengamos problemas de memorización de los patrones, podemos mezclarlos, alternarlos y jugar con las notas como queramos de tal manera que nuestro nivel de improvisación puede ser prácticamente ilimitado.

Asimismo, hay que recordar que cuando improvisemos con la pentatónica, podemos cambiar el ritmo, la acentuación o mezclar efectos como el bending, los hammer on y todas las técnicas que se nos ocurran para dar un color especial a los fraseos.

Es conveniente improvisar sobre bases de guitarra o bajo sintiendo como encajan nuestras composiciones sobre las mismas.

Patrones pentatónicos de blues. La escala pentatónica de blues

La escala pentatónica de blues, es sencillamente la escala pentatónica menor a la que se ha añadido una nota denominada Blue Note.

Podéis ver en los dibujos adjuntos la distribución de las notas, estando la Blue Note coloreada de azul para una mejor comprensión.

Como consejo, cuando utilicemos la escala de blues no se deben empezar ni terminar las frases con la Blue Note sino que ha de usarse la misma, como nota de paso.

La escala de blues a pesar de su nombre, no se limita sólo a este estilo, pues puede dar color a nuestros fraseos en cualquier modalidad musical, consiguiéndose ello con esa nota adicional.

Lo mejor es que escuchéis como suena la pentatónica, con la Blue Note añadida para daros cuenta de las posibilidades que nos ofrece.

Si queréis escuchar la escala pentatónica de blues, el gran Steve Ray Vaughan la utilizaba en todas sus composiciones dándole ese estilo especial a su música.

Guitarristas que utilizan la pentatónica

Una vez que os hayáis familiarizado con la escala pentatónica, veréis que no sólo no es complicada sino que da un juego prácticamente ilimitado a la hora de improvisar nuestros solos en la guitarra.

Tanto es así, que si nos paramos a escuchar las composiciones de los grandes guitarristas modernos podemos ver como utilizan dicha escala.

Desde Jimi Hendrix, Jimmy Page o Zakk Wylde hasta Eric Clapton, Steve Vai, Joe Satriani o Steve Ray Vaughan, incorporan la pentatónica a sus solos. Lo único que tenéis que hacer es escuchar detenidamente sus composiciones y daros cuenta del empleo que hacen de la escala.

Teniendo claros los conceptos, incluso podemos tratar de improvisar sobre las canciones de nuestros guitarristas favoritos y poco a poco iremos complicando la estructura de nuestras composiciones y la velocidad con la que vamos ejecutándolas.

Improvisación en la guitarra. Paciencia

A pesar de la sencillez de la escala pentatónica, no podemos pretender tocar igual que Steve Ray Vaughan el primer día. Hemos de tener en cuenta que los grandes maestros de la guitarra, tocan y experimentan con sus instrumentos todos los días durante muchas horas.

Así que al principio nuestros fraseos serán lentos y un poco torpes, pero al cabo del tiempo veremos como nuestra agilidad y nuestra capacidad de improvisación crece.