Disfrazarse de calavera es una tradición que comparten diferentes culturas. Tanto en Halloween (el 31 de octubre) como en el Día de Muertos (el 2 de noviembre) se usa que los niños se maquillen el rostro como calavera y los diferentes accesorios son lo que hacen que este disfraz sea característico de una u otra celebración.

Maquillaje de calavera

El maquillaje de calavera es en el que menos materiales es necesario utilizar, basta con tener maquillaje de fantasía en tonos blanco y negro para hacer diseños muy creativos; ayudándonos, claro, de pinceles y esponjas para maquillar. Para lograr maquillajes más elaborados nos podemos ayudar con el maquillaje social, del que se tiene en casa, pero siempre que sea en tonos blanco y negro.

Se utiliza sombra de ojos negra para colocar sombras en las partes del rostro donde se requiera, como en los costados de la nariz o bajo los pómulos. Y también se pueden utilizar delineadores líquidos blancos o negros para trazar algunas grecas en el diseño y darle un toque más artístico.

Lo importante es tener la imagen de una calavera en la mente para plasmarla en el rostro y personalizar el disfraz para que sobresalga del resto de calaveras que deambularán por las calles en esos días.

Maquillajes y disfraces para bebé en Halloween

Si los niños son aún muy pequeños para llevar todo el rostro maquillado, es mejor dibujar solo una pequeña calavera en la mejilla, como la que se observa en la fotografía titulada calavera bebé, por ejemplo.

Y los disfraces para bebé son de los más fáciles de conseguir, pues en las tiendas y en los supermercados venden de todas las tallas, además en las tiendas de ropa para bebé hay gran variedad de prendas con estos motivos para que los pequeñitos estén a la moda sin dejar de estar cómodos, como los conjuntos, mamelucos y pijamas que ofrece la marca Baby Crazy.

Los niños quieren provocar terror con sus disfraces

Los niños más grandes pueden llevar, sin problema alguno, una calavera en todo el rostro. Con lápiz delineador blanco o con un pincel delgado con maquillaje blanco se delinea el contorno de la calavera, dejando libres un óvalo alrededor de cada ojo y un triángulo sobre la nariz, que después se rellenan con maquillaje negro; también con éste se dibujan unos dientes sobre los labios.

Además los niños son más audaces y siempre quieren un disfraz terrorífico por lo que quizá prefieran disfrazarse de la muerte; para completar este maquillaje, luego de hacer el diseño antes mencionado se cubre el resto de la cara, incluyendo las orejas y el cuello, con maquillaje negro. Y si les parece pueden dibujarse unos huesos en el cuello y en los brazos, maquillando también el resto de la piel con negro.

Ideas de accesorios para las niñas en el Día de los Muertos

En los maquillajes de calavera para las niñas se pueden incluir algunos detalles que las hagan lucir tiernas, como unos moños o flores que pueden pintarse con otros colores para que resalten del maquillaje.

O se pueden incluir los accesorios reales en el disfraz y no se debe olvidar llevar una falda, la clásica prenda femenina, que puede ser tan creativa como se desee, así como el tutú que se observa en la tercera fotografía al pie de este artículo.

Plantillas de calaveras

Y si el maquillaje que se requiere es para participar en algún evento escolar donde serán muchos los niños que deban usar el mismo diseño, entonces, se puede elaborar un esténcil con papel acetato como se indica en el artículo Plantillas para maquillaje artístico.

Otra opción es utilizar en el maquillaje calaveras de lentejuela, que se adhieren a la piel con pegamento para pestañas, o aplicar los tatuajes temporales tipo calcomanía.