Buscar hoteles para unas vacaciones con niños puede ser una tarea complicada, y sobre todo, cara. Los hostels, concebidos en principio para mochileros, estudiantes y viajeros independientes y que en su mayoría suelen tener un límite de edad entre 18 y 35 años, están abriendo sus puertas a las familias con hijos que buscan un viaje barato y original.

Además, hay muchos viajeros que un día fueron mochileros empedernidos y, ahora que son padres de familia, no se ven a sí mismos encajando en el concepto de hotel con piscina y bufé. Alojándose en las habitaciones familiares de los albergues juveniles, los niños pueden aprender desde pequeños el concepto de viaje independiente, y los padres no tienen que rendirse al manoseado -y nada económico- 'todo incluido'.

House LA, viaje con niños al castillo de Neuschwanstein

Neuschwanstein es un castillo de ensueño en la alemana región de Baviera, ideal para una escapada romántica pero también para niños amantes de los cuentos de hadas, ya que, situado en medio de los Alpes, es la unión perfecta entre una viaje a Disneylandia y un fin de semana en el campo.

En el pueblo de Füssen, con vistas al castillo, está el hostel House LA, que dispone de una habitación para familias con baño y balcón y capacidad de entre 3 y 6 personas a 18 euros por persona y noche. También están disponibles para niños los apartamentos, de dos habitaciones y cocina, a partir de 23 euros por persona y noche.

Edinburgh Central, para ver el castillo de Harry Potter en familia

J.K. Rowling se inspiró en una escuela privada de Edimburgo con apariencia de castillo, el colegio Herriots, para crear el colegio Hogwarts al que asistían Harry Potter y sus amigos magos. La capital de Escocia ofrece muchas más cosas para unas vacaciones con niños, como la galería de inventos del Museo Nacional (con la oveja Dolly incluida), y un alojamiento family friendly, el hostal Edinburgh Central.

Está situado en la ciudad nueva, a quince minutos caminando del casco antiguo, y no tiene uno, sino seis tipos de habitaciones familiares con distinta configuración de camas (todas con baño) a partir de 67 euros la noche. Las habitaciones están insonorizadas y en la reserva piden la edad de los niños más pequeños para situar a la familia en la zona del hostal más apropiada para ellos. Es necesario ser socio de la red Scottish Youth Hostel Association (que tiene más hostales para familias en Escocia), pero se puede adquirir una membresía temporal por 2 libras por adulto y noche.

Rooms Deluxe, vacaciones con niños a la Ciudad de las Artes y de las Ciencias

En Valencia, la Ciudad de las Artes y de las Ciencias es uno de los mejores museos de España para visitar con niños, con varias zonas dedicadas exclusivamente a ellos donde pueden aprender mientras tocan, ven y experimentan. A cien metros está el hostal Rooms Deluxe, un hostel de cinco estrellas compuesto por 28 habitaciones temáticas creadas por jóvenes artistas.

Además de ser un alojamiento de diseño, con amplias camas de matrimonio y baño en los dormitorios, las familias de vacaciones son bienvenidas, e incluso dispone de un área para niños y cunas para bebés. Los precios comienzan en 16 euros por persona y noche.

East Seven, museos para niños en Berlín

La capital de Alemania es un buen lugar para un viaje con niños, sobre todo por sus museos dedicados a los más pequeños de la familia, que también disfrutarán de los zoológicos y acuarios. Hay muchos hoteles baratos en Berlín, pero si lo que se busca es una atmósfera independiente y de calidad, una buena opción es el hostel East Seven.

Está ubicado en pleno centro de Berlín, a un tiro de piedra de la Alexanderplatz -según sus propias palabras, un "vecindario seguro"-, y es uno de los hostales mejor valorados de Berlín. Se puede reservar una habitación para tres personas con baño compartido desde 19 euros por cabeza, y por el mismo precio se puede reservar una habitación privada con baño si son cuatro personas. Dispone de camas para bebés y la zona común es de no fumadores.

Le d'Artagnan París, vacaciones en familia a la Torre Eiffel y Disneyland

París es una de las ciudades más sencillas para hacer un viaje con niños, ya que está al lado de Eurodisney e incluso se puede organizar una excursión en familia para subir a la Torre Eiffel. Puede resultar complicado encontrar un hotel barato y de calidad en París, pero se puede reservar alojamiento en la habitación familiar del albergue juvenil Le d'Artagnan, parte de la red Hostelling International que también tiene otros hostels que aceptan a niños.

Está en las afueras de París, pero a quince minutos en autobús, y es el mayor albergue juvenil de Francia. Las habitaciones familiares tienen baño privado, a partir de 23 euros por persona y noche. Los niños menores de 5 años no pagan, y los menores de 10 tienen derecho a descuento. Eso sí, es necesario hacerse miembro de la red, por un precio de 23 euros en total para familias con hijos menores de 16 años. Tiene el desayuno incluido, y aunque el precio final puede ser bastante superior al de otros hostales, no es fácil entrar hoteles más baratos en una ciudad como París.

Además, muchos otros hostels del mundo, sobre todo hostales pequeños e independientes, suelen aceptar a familias, pero siempre hay que comprobarlo con la administración del establecimiento antes de reservar: no hay que olvidar que si no se elige el sitio adecuado uno se puede encontrar de vacaciones con los niños en un albergue lleno de mochileros con ganas de fiesta y despedidas de soltero.