El período clasificatorio para la Copa del Mundo de Corea-Japón 2002 tuvo a un seleccionado argentino que arrasó con sus rivales, y logró la ansiada clasificación cuatro jornadas antes de la finalización, con el triunfo en Quito, ante Ecuador, por 2 a 0, con los tantos de Juan Sebastián Verón y Hernán Jorge Crespo, el miércoles 15 de agosto de 2001.

Argentina, que por aquel entonces era considerado el mejor equipo del mundo, lideró la competencia con 43 puntos, siendo ampliamente superior a Ecuador (31), Brasil (30), Paraguay (30) y Uruguay (27), los otros representantes sudamericanos en el mundial.

La hora de Corea-Japón 2002

Los dirigidos por Marcelo Bielsa hicieron su debut ante Nigeria en la ciudad de Ibaraki, Japón, por el Grupo F, dos días después del match inaugural entre Francia y Senegal.

Consecuente al desarrollo del juego, que tuvo como amplio dominador a los sudamericanos, el resultado fue favorable a los mismos, que, con la anotación de Gabriel Omar Batistuta, a los 63 minutos, comenzaron el certamen con el pie derecho y lograron sumar de a tres.

Cinco días mas tarde, el 7 de agosto, chocaron en el moderno Sapporo Dome dos equipo con una rivalidad eterna, tanto en cuestiones futbolísticas como en otras que exceden a lo que es el deporte: Argentina e Inglaterra.

Esta vez, a diferencia de lo sucedido en Francia 1998, los vencedores fueron los ingleses, que, con el gol de penal de David Beckham antes de la llegada del descanso, se quedaron con la victoria, en un encuentro muy parejo.

Entonces, Argentina, que solamente sumaba tres unidades, se veía en la obligación de triunfar ante Suecia, que tenía, al igual que los británicos, cuatro puntos.

El partido decisivo tuvo lugar en Miyagi, y, luego de unos primeros 45 minutos sin ventajas en el tanteador, llegó la apertura con un tiro libre magníficamente ejecutado por Anders Svensson que vulneró a Pablo Cavallero, cuando se estaba llegando a la media hora final.

De allí en mas, los argentinos entraron en la desesperación lógica, y, a pesar de los ataques constantes, recién a los 88 lograrían empardar, cuando Hernán Crespo aprovechó el rebote otorgado por el guardameta sueco Magnus Hedman, tras detenerle un penal a Ariel Arnaldo Ortega.

El score final fue 1-1, y como Nigeria e Inglaterra también igualaron (0-0, a la misma hora, en Osaka), los argentinos, considerados los máximos favoritos a levantar el preciado cetro el 30 de junio en Yokohama, debieron anticipar su regreso, para ser crucificados por la prensa y el público en general, siendo Juan Sebastián Verón el mas atacado, por una situación vivida en el cotejo frente a Suecia, en la que pidió calma antes de ejecutar una pelota parada, cuando todo el banco de suplentes y el cuerpo técnico le suplicaban prisa.

El plantel argentino

  1. Germán Adrián Ramón Burgos (Atlético de Madrid, España) - arquero
  2. Roberto Fabián Ayala (Valencia, España) - defensor
  3. Juan Pablo Sorín (Cruzeiro, Brasil) - defensor
  4. Mauricio Pochettino (París Saint Germain, Francia) - defensor
  5. Matías Jesús Almeyda (Parma, Italia) - mediocampista
  6. Walter Samuel (Roma, Italia) - defensor
  7. Claudio Javier López (Lazio, Italia) - delantero
  8. Javier Adelmar Zanetti (Internazionale, Italia) - defensor
  9. Gabriel Omar Batistuta (Roma, Italia) - delantero
  10. Ariel Arnaldo Ortega (River Plate) - delantero
  11. Juan Sebastián Verón (Manchester United, Inglaterra) - mediocampista
  12. Pablo Cavallero (Celta, España) - arquero
  13. Diego Placente (Bayer Leverkusen, Alemania) - defensor
  14. Diego Pablo Simeone (Lazio, Italia) - mediocampista
  15. Claudio Daniel Husaín (River Plate) - mediocampista
  16. Pablo César Aimar (Valencia, España) - mediocampista
  17. Gustavo Adrián López (Celta, España) - mediocampista
  18. Cristian González (Valencia, España) - mediocampista
  19. Hernán Jorge Crespo (Lazio, Italia) - delantero
  20. Marcelo Gallardo (Mónaco, Francia) - mediocampista
  21. Claudio Paul Caniggia (Rangers, Escocia) - delantero
  22. José Antonio Chamot (Milan, Italia) - defensor
  23. Roberto Bonano (Barcelona, España) - arquero
  • Director técnico: Marcelo Bielsa

Brasil, el campeón

Opuesto a lo sucedido con Argentina, la selección verdeamarelha clasificó angustiosamente al campeonato, pero, tras superar a Turquía (2-1), China (4-0) y Costa Rica (5-2), se adueñó del Grupo C.

En octavos dejó en el camino a Bélgica, con el recordado 2-0 en Kobe, gracias a los gritos de Ronaldo y Rivaldo, y en cuartos hizo lo propio con Inglaterra, con el memorable golazo de un joven Ronaldinho, el de la diferencia.

En semis tuvo nuevamente a Turquía como adversario, y lo batió por 1 a 0, con gol de Ronaldo.

Finalmente, el partido definitorio lo tuvo cara a cara con Alemania, con triunfo brasileño 2-0, con el doblete de Ronaldo, top scorer del torneo, con ocho. Increíblemente, la organización nombró mejor jugador del mundial (premiado con el Balón de Oro) a Oliver Kahn en el entretiempo de la final, y fue éste el que tuvo un error garrafal en el primer festejo de O Fenômeno, que inició el camino hacia el pentacampeonato.