La encuesta que se realizó para una marca de productos de higiene personal, da unos datos reveladores. Más de la mitad de las personas consultadas no tendría sexo con una persona que acaban de conocer, con esto se destierra el mito de las citas express, o de los ya conocidos por todos “touch and go” (tocarse e irse) una forma vulgar con la que se hace referencia a las relaciones sexuales con desconocidos en una primera cita. La encuesta se realizó para tener en cuenta cuales son las diferencias entre hombres y mujeres con respecto a los hábitos sexuales. Al analizar los datos que entregó la encuesta, los números son bastante diferentes a los que se esperaba en una sociedad, a primera vista, tan erotizada por demás.

Según especialistas consultados luego de conocerse los números de la encuesta, como el presidente de la Asociación Psicoanalitica Argentina (APA) y el sexólogo Walter Ghedin, para el hombre el sexo representa un símbolo de poder, por ese motivo, muchos buscan apurar el momento de tener sexo para poder demostrar que aún siguen siendo viriles. Para las mujeres en cambio, el escenario es bastante diferente, primero porque las mujeres necesitan demostrar que son reconocidas o apreciadas para poder tener sexo, y segundo porque las mujeres no quieren quedar como “chicas fáciles o rápidas”. También deben luchar con la imagen impuesta culturalmente de mantener el “misterio”.

Los números de la encuesta

Pero además de demostrar que el 54 por ciento prefiere no tener sexo en la primera cita, el estudio realizado por TNS Argentina ha arrojado otros números: el 62 por ciento de las mujeres encuestadas nunca toma la iniciativa cuando hay un hombre que le interesa. Otro dato que es llamativo, poco más del 10 por ciento (solo el 12) de las mujeres encuestadas, saldría con alguien que conoció en Internet. El 57 por ciento de las mujeres admite que la inteligencia es lo más importante, mientras que para los hombres, el 46 por ciento, lo más importante es el aspecto físico.

Además, si había o no sexo en la primera cita, otro de los temas que se hacen referencia en la encuesta es de qué manera se formaliza una relación. Para el 45 por ciento se formaliza con el matrimonio, mientras que el 44 por ciento opta por la convivencia. Casi no hay diferencia en este punto.

Si bien en el último tiempo, las relaciones se han tendido a flexibilizar, la única forma de mantener una relación bien es optando por los mecanismos tradicionales. En ese sentido, el 62 por ciento ha dicho que no podría perdonar una infidelidad.