Interesantísima carrera la disputada en el circuito de Hockenheim. La línea de parrilla estaba formada por: 1º Fernando Alonso (Ferrari), 2º Sebastian Vettel (Red Bull), 3º Mark Webber (Red Bull). No obstante, Webber bajó 5 puestos, concretamente hasta la 8ª plaza tras ser penalizado por la sustitución de la caja de cambios. Los dos componentes del equipo español Hispania: Pedro de la Rosa y Narain Karthikeyan se clasificaron en la 23ª y 24ª posición respectivamente.

Después de apagarse el semáforo en rojo, muy buena salida del poleman que mantuvo el primer puesto, al igual que el resto de pilotos de cabeza. Ya en la primera vuelta de un total de 67, el veterano, el campeonísimo, el káiser atacó con consistencia a su joven compatriota Vettel sin conseguir alcanzar el objetivo de adelantarlo.

La mala suerte se ceba con Hamilton

Parece ser que este no es el año de Lewis Hamilton (McLaren). Numerosos son los problemas que ha tendido el equipo cuando ha tenido que hacer sus cambios de gomas a lo largo del campeonato. O los problemas con la puesta a punto del bólido y los errores que él ha cometido.

Asimismo, en las primeras vueltas, Felipe Massa (Ferrari) tuvo un toque en la salida con Daniel Ricciardo (STR) y le hizo añicos el alerón delantero, dejando la pista llena de trozos de fibra de carbono. De todos los monoplazas que pisaron las piezas esparcidas por la pista, le tocó a Lewis reventar su rueda trasera izquierda y se vio obligado el entrar a boxes a las primeras de cambio.

La anécdota de la carrera se produjo casi en mitad de la competición, que dio mucho que hablar, y fue cuando Hamilton, que iba doblado, adelantó a Vettel, que iba tras la estela de Alonso, para desdoblarse, con un cabreo monumental del alemán que le hizo perder un tiempo precioso para con el asturiano. Y no le sirvió de nada a Hamilton, ya que finalmente tuvo que abandonar la carrera por otra serie de problemas en su monoplaza.

Alonso aguantó la presión de sus perseguidores

En el vuelta a vuelta, Alonso y Vettel se fueron separando del resto de pilotos, si bien el español no podía “dormirse en los laureles” puesto que tenía a alemán a tan sólo 1,210 segundos de distancia. En la vuelta 13, los pilotos empezaron a entrar a boxes a por su primer steam de neumáticos. En el giro 19 entró Fernando a cambiar sus gomas para colocar los duros.

Variadas fueron las estrategias de cada equipo, ya que unos colocaron los duros y otros continuaron con los blandos. 2 vueltas más tarde entró Sebastian pero no logró alcanzar una distancia considerable cuando estuvo rodando en solitario y salió a pista por detrás de Alonso, concretamente a 2,187 segundos.

Pero los neumáticos duros del Ferrari no iban demasiado bien y llegando al ecuador de la carrera el piloto de casa se pegó a la trasera del monoplaza de Alonso, situándose en zona DRS, sin embargo el español supo mantener al Red Bull a raya. Y el que venía como una bala haciendo vueltas rápidas era Jenson Button (McLaren), que estaba situado en la 3ª posición.

En la vuelta 42, entraron al mismo tiempo Alonso y Vettel al pit lane a por su último juego de neumáticos, sin embargo el equipo Ferrari actuó como un reloj suizo y consiguieron que el F2012 saliera por delante del Red Bull, incluso Vettel perdió un puesto con Jenson Button a la hora de reincorporarse a pista y el británico volvió a volar sobre la pista, tenía muy buen ritmo y se pegó al Ferrari con opción de utilizar el DRS para avanzar al poleman. Si bien de nuevo el de Oviedo esta vez mantuvo firme la distancia con el de Somerset, inclusive se llegó a separar unas décimas del McLaren para salir de la peligrosa zona DRS.

A falta de 10 vueltas, Alonso comunicó por radio a su ingeniero de que tenía problemas de aceite y de KERS y se vio forzado a aminorar su ritmo ligeramente. Así, se llegó a unas intensas últimas vueltas entre los tres de cabeza: Alonso, Button y Vettel, situándose los tres pilotos en zona de adelantamiento. Sin embargo “magic” Alonso tenía un “as” guardado debajo de la manga y pisó fuerte el acelerador en los últimos 3 giros y se fue unas décimas de sus más inmediatos perseguidores.

La lucha entonces se centró por el segundo puesto entre Button y Vettel, el alemán, que nunca ha ganado en casa, lo dio todo e hizo una polémica maniobra, adelantando al británico por fuera de la pista, y le arrebató la segunda plaza. Pero los comisarios de carrera investigaron el incidente y penalizaron al alemán con 20 segundos. Entonces cruzaron la bandera a cuadros: 1º Alonso, 2º Button, 3º Raikkonen.

Clasificación general: 1º Fernando Alonso (154 pts.); 2º Mark Webber (120 pts.); 3º Sebastian Vettel (110 pts.). Narain Kathikeyan es 23º con 0 puntos y Pedro de la Rosa es 24º y último con 0 puntos.