Facebook ha encargado a la compañía Microsoft una nueva herramienta tecnológica que identifica imágenes que supongan la comisión de un delito de difusión de pornografía infantil, incluso cuando estas imágenes hayan sido manipuladas, recortadas o pasadas por programas de tratamiento de fotografías.

Microsoft, que ha bautizado el nuevo método de detección como PhotoDNA, ha cedido esta herramienta a la National Center for Missing & Exploited Children, una organización estadounidense que lucha contra la explotación sexual de los menores.

¿Cómo funciona PhotoDNA?

El sistema de búsqueda consiste en analizar las imágenes por partes y compararlas con los datos identificados y archivados en el National Center for Missing & Exploited Children.

PhotoDNA trabaja con un hash, un código digital que representa una imagen determinada y busca similitudes en grandes bases de datos. Además, PhotoDNA puede detectar las imágenes incluso si han sido alteradas o modificadas.

Los datos de la efectividad del sistema de detección, publicados por Microsoft, arrojan un porcentaje de éxito en el 99,7% de las fotos que se analizan, mientras que las falsas alarmas se han reducido a un caso de cada 2 millones de fotos analizadas por el programa.

El programa traduce la imagen a blanco y negro y a un tamaño estándar. Posteriormente, la reproduce en bloques y la somete a una serie de medidas. Las “firmas” encontradas se proporcionan a los proveedores de servicios de Internet, pudiéndose así rastrear las imágenes ilegales en los sistemas.

Lucha contra la pornografía infantil en las Redes Sociales

El pasado martes 17 de mayo, Día Mundial de Internet, la Policía Nacional de España, organizó un encuentro on-line con los internautas, a través de Twitter. Uno de los temas estrella de la iniciativa fue la lucha policial diaria contra la pornografía infantil en Internet.

La Brigada de Investigación Tecnológica tiene como una de sus funciones principales, rastrear diariamente la red para detectar y denunciar el acoso sexual que los menores sufren en Internet, y la posibilidad que el medio ofrece para la comisión de delitos pornográficos con menores o de pederastia.

Entre sus últimas operaciones, destaca la reciente detención del padre mallorquín que agredía sexualmente a sus hijos, producía vídeos con esas imágenes y las distribuía en las redes de pedofilia.

El director ejecutivo del National Center for Missing & Exploited Children, Ernie Allen, manifiesta su esperanza de que Facebook sea solo la primera de muchas plataformas que adoptarán esta nueva tecnología, y asegura que en breve "los servicios en línea se van a convertir en un lugar hostil para los pedófilos".

Por su parte, Brad Smith, el consejero general de Microsoft, muestra su satisfacción con el sistema vistas las pruebas de rendimiento y asegura que están tratando de proporcionar la herramienta, de forma gratuita, incluso a sus competidores.