El enebro es una conífera alta y dispersa con mucho follaje siempre verde, y que en verano tiene unas pequeñas flores amarillas. Sus hojas de color verde plateado son muy punzantes, tanto que parecen agujas.

Se cultiva, sobre todo por sus frutos, unas bayas resinosas que solo se encuentran en la planta hembra y que tardan unos tres años en madurar, cambiando cuando maduran de su original tonalidad verde a un color púrpura oscuro casi negro.

Juniperus communis: cómo se cultiva

Planta de crecimiento lento, para su cultivo requiere de lugares parcialmente soleados con tierra bien drenada, aunque también crece y resiste en tierras limosas y pobres. El arbusto de unos dos metros de altura antes de su trasplante puede crecer en macetas durante aproximadamente 2 años.

El enebro es una planta que puede llegar a crecer como un árbol, y que debe cultivarse durante varios años antes de que las bayas sean aptas para su recolección. Se deberán plantar especímenes de ambos géneros para que la hembra fructifique. También se cultivan otras variedades puramente ornamentales que pueden llegar a alcanzar hasta los tres metros de altura.

Las bayas se cosechan cuando han madurado y deben secarse lentamente a la sombra. Una vez secas, se conservan bastante bien.

Propiedades medicinales y curativas del enebro

Al enebro se le atribuyen propiedades profilácticas, como la eliminación de excesos ácidos. En alguna época se le consideró capaz de curar enfermedades del sistema digestivo.

Los fines medicinales de esta planta y de algunas de sus variedades son demasiado potentes, aún así la tintura de las bayas de enebro o bien estas bayas preparadas en infusión, se recomiendan en casos de cistitis. En uso externo el enebro tiene gran poder profiláctico siendo útil contra los eccemas, la psoriasis y la celulitis.

La revista científica Fitoperapia.net, con relación al enebro, señala las indicaciones aprobadas, para esta planta, por la Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés), y dice que en un uso tradicional prolongado para el lavado de las vías urinarias, el enebro ayuda en el tratamiento de afecciones urinarias leves, y que también sirve para tratar la dispepsia y la flatulencia.

Asimismo, esta misma revista también indica que la Cooperativa Científica Europea en Fitoterapia (ESCOP, por sus siglas en inglés) aprueba el uso del enebro para ser utilizado contra la inapetencia.

La ginebra se elabora con las bayas de enebro

El uso principal de las bayas del enebro es la aromatización de la ginebra. A raíz de que esta bebida se popularizara en Inglaterra cogió su nombre de la palabra genever, que en neerlandés significa “enebro”. Estas bayas también se emplean para la fabricación de cervezas y otras bebidas espirituosas.

No en vano, la Real Academia Española (RAE) define a la ginebra como: "Bebida alcohólica obtenida de semillas y aromatizada con las bayas del enebro".

Las bayas de la planta hembra del enebro, poseen un gran contenido oleico con propiedades beneficiosas para la salud, y un mismo arbusto puede tener tres generaciones de bayas en fases de maduración distintas.

Recetas con enebro: usos culinarios

Además de aromatizar la ginebra, las bayas de enebro trituradas van a dar un sabor muy agradable a adobos, platos de caza, ciertos pescados y rellenos de aves; por ejemplo, es un excelente aliño, si se añaden un par de bayas de enebro machacadas a un plato fuerte de carne de venado o similar. Estas bayas son una especia muy apreciada para usar en multitud de recetas de cocina.

Y utilizándolas enteras darán un sabor muy característico además de sabroso a las preparaciones de encurtidos, vinagres aromatizados y recetas de repollo en choucroute. Las bayas de enebro se pueden adquirir en herbolarios o bien en tiendas online.

Aceite esencial de las bayas de enebro

El aceite que se extrae de los frutos o bayas del enebro se utiliza en perfumería. Mezclado con el de lavanda o romero es excelente, si se aplica en masajes, para aliviar el reuma, la artritis u otros dolores musculares como las varices o los causados por el deporte.

En aromaterapia, los usos de este aceite son variados, por ejemplo, su aroma es muy agradable para perfumar toda la casa, si se quema en un infiernillo. Y diluido en un baño (de 8 a 10 gotas) de inmersión de unos 10 minutos aproximadamente, es calmante y bueno para el estrés, ya que se dice de él que es un extraordinario antidepresivo.

Planta de enebro: precauciones en su toma

Las personas aquejadas de afecciones renales y las mujeres embarazadas no deberían excederse en su consumo.

Al ser una planta potente también se desaconseja su consumo a personas de edad avanzada y a las de salud delicada, y en ningún caso su consumo debe prolongarse más de tres semanas.

Si le gusta el artículo, puede usar el feedback para compartir en Twtter, Google+1 o Facebook.