El Islam surgió en Arabia, en el siglo VII, a través del impulso evangelizador de Mahoma, y su capacidad de unificar a los pueblos nómadas del interior con los habitantes de las ciudades costeras.

La figura de Mahoma

El profeta, nacido en la Meca (Arabia Saudí) en el año 571, cambió la sociedad árabe del politeísmo al culto de una única deidad. A la edad de 40 años recibió la revelación de Dios, y durante 23 años le fue transmitido el Corán, el libro sagrado.

Fue perseguido por monoteísta y obligado a abandonar su propia ciudad natal, en el año 622, es lo que se conoce como Héjira o huida a la Medina. Siendo este el punto de partida del calendario islámico.

Los cinco pilares del Islam

La quinta parte de la población mundial abraza esta religión, que se sustenta en estos cincos puntos:

1. La profesión de fe: Conocida también como shahada, y que se resume en que existe un único Dios y Mahoma es su mensajero.

2. Oración: Se tienen que realizar cinco oraciones al día, ya que al no existir en el Islam sacerdotes, el vínculo entre los fieles y Dios se realiza a través de la oración, que es conducida por una persona docta, elegida por la congregación.

Los cinco momentos del día en el que los feligreses oran son: al alba, el mediodía, la media tarde, en el crepúsculo y a la caída de la noche. El lugar preferible es la mezquita, pero no obligatoriamente necesario, siempre y cuando se trate de un habitáculo limpio. El gesto durante el rezo, consistente en apoyar al frente al suelo, simboliza la humildad del creyente ante el Creador.

3. La limosna: Suele ser un 2'5% de la riqueza de cada persona, el dinero va a los más necesitados de la comunidad.

4. El Ramadán: Cada año, durante un mes, el noveno dentro de la fase lunar, los musulmanes ayunan y se abstienen de todo placer corporal desde la salida a la puesta del sol. Al finalizar el periodo, se celebra la fiesta del 'Id Al-Fitr', la más importante dentro del calendario.

5. La peregrinación: Es obligatorio visitar la Meca, siempre que las condiciones físicas y económicas de los feligreses lo permitan. Dos millones de peregrinos acuden cada año a Arabia Saudí para llegar al Santo Lugar.

Además de este pentálogo, existe un primer requisito que es la intencionalidad o niyya, que sólo Dios conoce.

La Mezquita de la M-30

El 21 de septiembre de 1992, es decir el 24 Rabí Al aúal de 1413 en el calendario islámico, se abría el centro cultural árabe en Madrid. Cerca de la M-30, de ahí que tome popularmente este nombre. Siendo ésta, la segunda mezquita de la capital, tras la inauguración en 1988 del centro religioso-cultural situado en las inmediaciones de la estación de Estrecho.

El edificio, cuyos interiores están inspirados en la Alhambra de Granada, y financiado por el gobierno de Arabia Saudí, está decorado en mármol blanco y consta de seis plantas. Además de ser un lugar religioso, también cuenta con diversas dependencias como: un colegio, una biblioteca, un gimnasio, una cafetería y un restaurante.

Horarios y visitas

El acceso al centro es libre para todas las personas, de cualquier credo y sexo, en un amplio horario que se inicia a las 10 horas y termina a las 21.30 horas. Incluso se puede visitar en el momento de la oración.

Para entrar en la sala hay que descalzarse, y en el caso de las mujeres cubrirse la cabeza con un velo.

El restaurante, que tiene por nombre Alzahra, presume de representar la verdadera cocina árabe, cierra los domingos por la noche y todos los lunes.