El Himno Nacional Argentino se considera, junto con la escarapela, el escudo y la bandera, uno de los elementos simbólicos más importantes que identifican a la nación argentina. Conocer el origen de esta marcha patriótica y el contexto en el que surgió ayuda a comprender el hecho de que un día al año se conmemore su nacimiento: el 11 de mayo, Día del Himno Nacional Argentino.

Independencia argentina

En mayo de 1810, con el establecimiento de la Primera Junta de Gobierno, Argentina comienza a dar sus primeros hacia la independencia. Coyunturalmente, el proceso de independencia de las colonias españolas en América fue desatado por la cautividad del rey Fernando VII, como consecuencia de la invasión de Napoleón en la península.

El proceso de independencia conoce, no obstante, causas más profundas relacionadas en general con la decadencia de España hacia esta época, con la oposición local a las reformas borbónicas del siglo anterior y con la progresiva generación de una conciencia de los intereses locales. No obstante, la Revolución de Mayo de 1810 y el establecimiento de la Junta de Gobierno no tenía como objetivo es establecimiento de un gobierno independiente por completo de España, sino que por el contrario se trataba de una solución provisoria ante la crisis política existente en la metrópoli. Esto explica el hecho de que la declaración efectiva y formal de la independencia argentina se haya pospuesto hasta el año 1816.

El Himno Nacional Argentino: su historia

En este contradictorio camino entre 1810 y 1816, donde se perfilaban las tendencias políticas pro españolas y las tendencias llamadas patriotas, Argentina comenzó a dotarse de lo que serían su símbolos patrios. Así, en 1813 la Asamblea Nacional Constituyente, que entonces funcionaba como organismo de gobierno, encargó a Vicente López y Planes la composición de una marcha que enfatizara la voluntad de libertad de la nación y de los pueblos latinoamericanos.

Su versión original, mucho más extensa que la que actualmente se canta en Argentina, constaba de nueve estrofas de ocho versos cada una y un estribillo de cuatro, e incluía una acérrima denuncia de la metrópoli considerada invasora, tirana y opresora. Bajo el nombre de “Marcha Patriótica”, el Himno Nacional Argentino fue aprobado como canción nacional el 11 de mayo de 1813 por la Asamblea Constituyente y entonado por vez primera el 14 de mayo de ese año. La versión actual del Himno, recortada, fue establecida en 1900, durante el gobierno de Julio Argentino Roca.

Blas Parera y Vicente López y Planes: autores del Himno Nacional Argentino

Los autores del Himno Nacional Argentino fueron Blas Parera y Vicente López y Planes, elaborando su música y letra, respectivamente.

Blas Parera nació en España en 1776 y se trasladó a América en 1793, estableciéndose en Buenos Aires. En dicha ciudad se dedicó a la música y adquirió fama como compositor, razón por la cual fue el músico elegido para componer el Himno Nacional Argentino.

Vicente López y Planes había, por el contrario, nacido en Buenos Aires, era lo que se denomina un criollo. López y Planes era un hombre político: fue miembro de la Asamblea del Año XIII, la misma que le encargó al composición del Himno Nacional Argentino y posteriormente participó de diversos gobiernos hasta su muerte en 1856.

Versiones destacadas del Himno Nacional Argentino

Existen innumerables versiones del Himno Nacional Argentino, entre las que merece la pena destacar la realizada por Charly García, la que entonó Jairo junto al piano de Lito Vitale. Otra de las versiones más conocidas es la efectuada por la joven folklorista Soledad Pastorutti, así como también la incluida por Mercedes Sosa en su último disco, “Cantora”.