Don Alfredo Di Stéfano, como habría que llamarle, nació el 4 de julio de 1926 en La Boca (Buenos Aires). Durante su niñez jugaba en las calles de su ciudad y más tarde en equipos de su barrio, pero no fue hasta 1944 cuando le llegó su gran oportunidad de fichar por un grande, era el momento de ascender y por supuesto Di Stéfano aprovechando la oportunidad que le brindaba la vida fichó por River Plate.

En 1948 su carrera se vio truncada por la huelga que había en el futbol argentino, por lo cual tuvo que emigrar al Millonarios de Bogotá.

Deslumbró en Europa y en especial a Bernabéu

El crack argentino vino a España en 1952 para jugar el torneo de las Bodas de Oro y Don Alfredo maravilló a la afición y en especial a don Santiago Bernabéu que al año siguiente tras un conflicto con el Barcelona consiguió cerrar su fichaje en el que Di Stéfano se convertía así en jugador blanco.

El Real Madrid tuvo que pagar 4.400.000 pesetas a los culés y 1.350.000 pesetas a los Millonarios, y gracias a esto Don Alfredo ya estaba allí, en el club donde pasaría el resto de su vida. Su debut fue el 23 de septiembre ante el Nancy y este sería su primer partido de una larga carrera de éxitos con la camiseta blanca.

Nacionalización y su mejor época en el futbol

En 1957, Alfredo Di Stéfano se nacionalizó español y para demostrar su valía el día de su debut con la selección, que fue un 30 de enero, le marcó un hat-trick a Holanda. Este mismo año también consiguió su primer Balón de Oro. Pero Di Stéfano no paró, y 2 años mas tarde, France Football le concedía su segundo Balón de Oro.

Una de las anécdotas de Di Stéfano fue su secuestro el 26 de agosto de 1963 cuando las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional raptaron en Caracas a la estrella blanca, donde cuenta que estuvo jugando al ajedrez, al dominó, viendo la televisión e incluso apostó en carreras de caballos.

Su palmarés conseguido hasta ahora tenía una larga trayectoria. Con el Real Madrid -que fue donde pasó su época dorada- consiguió 8 Ligas, 1 Copa del Generalísimo, 5 Copas de Europa, 1 Copa Intercontinental.. esto como títulos en equipo, ya que títulos individuales consiguió muchos como ganar dos veces el Balón de Oro o ser el máximo goleador de la Liga de Campeones en 1958.

También disputó muchos encuentros con la selección española, pero desafortunadamente sin la consecución de ningún título.

Retiro y época de entrenador

En 1965, Di Stéfano se marcha al Espanyol donde jugaría durante dos temporadas. Tras retirarse como jugador, decidió emprender su carrera como técnico y pasó por los banquillos de Elche, Boca Juniors, Valencia, Real Madrid, Sporting de Lisboa, Rayo Vallecano, Castellón y River Plate. Los éxitos seguían acompañando a "La Saeta" y consiguió 1 Campeonato Nacional con Boca Juniors, 1 Campeonato Nacional con River Plate, 1 Liga y una Recopa de Europa con el Valencia y 1 Supercopa de España con el Real Madrid.

Ya en su vejez, Don Alfredo continuó viviendo en Madrid y el 5 de noviembre de 2000 fue nombrado Presidente de Honor del Real Madrid. En 2005 dio un susto cuando sufrió un ataque al corazón, pero del que se recuperaría sin problemas primero en Sagunto y después en Valencia. En el 2006, tras inaugurar el campo de filial, el club decide ponerle el nombre del crack argentino al estadio del Castilla en honor a su larga trayectoria blanca y en 2008 su apodo "La Saeta" fue utilizado como nombre para el avión que compró el Real Madrid para sus desplazamientos.