Este programa fue promovido y promocionado desde principios de Noviembre, realizando diferentes campañas para juntar dinero. La forma en cómo se llevó a cabo las operaciones publicitarias fue a través de los comerciales que salían en televisión, en radio y en espectaculares, además de colocar a voluntarios en estaciones del metro, centros comerciales y en algunos hospitales para que la gente ayudara.

El 4 y 5 de diciembre del 2009 fueron los días triunfales para la transmisión ininterrumpida de dicho evento, donde muchos artistas participaron ya sea actuando, cantando o conduciendo el programa. Varios de ellos cooperaron de corazón poniendo “un granito de arena” a la noble causa, de esa manera enaltecían su nombre y reputación.

Además de artistas y gente del público, también participaron compañías, incluso el Gobierno, los cuales dieron cantidades inimaginables de dinero, que superaban los 2 millones de pesos, algunos donativos lo manifestaban en especie y otros ofrecían comida o artefactos que se supone ayudarían al movimiento.

Las enfermedades

Por desgracia, las enfermedades atacan a los seres humanos sin distinción de edad, sexo, condición social, raza, peso ni estatura. Nadie tiene la vida comprada y eso lo sabe, sobretodo, la gente que sufre de una etapa terminal de cualquier padecimiento, pero los niños que apenas comienzan a vivir, a disfrutar de la vida es un golpe muy duro para ellos.

Por tal motivo, se han llevado a cabo estos compromisos sociales, cuyo fin es crear lugares para mejorar la salud de los infantes en México, rescatándolos de malestares como es el cáncer, diabetes, parálisis cerebral, esclerosis múltiple, entre otros.

Los testimonios reales

No solamente los niños sufren las enfermedades, también sus familias, ya que no sólo deben estar conscientes del cambio de estilo de vida que deben que realizar, sino que además, tener la fortaleza y el temple de dar ánimos al enfermo para que no caiga en una profunda depresión.

Existen momentos y situaciones en que la familia no sabe cómo afrontar el padecimiento del niño y optan por separarse de los seres queridos para asimilar su nueva realidad, pero también hay casos en que los unen más y luchan por salir adelante. Dichos eventos pueden ser por cuestiones genéticas o accidentes que se presentan en la vida.

En este Teletón 2009, un caso especial fue el de Rosita, quien había estado dando su apoyo a esta causa antes de enterarse que tenía leucemia. A pesar de todo, siguió luchando para ganarle la batalla a la enfermedad junto con sus padres. Su testimonio ayudó a otros a no perder la esperanza y la confianza en sí mismos. También se dieron a conocer las historias de Solecito, Montserrat y Cintia.

La recaudación del dinero

Durante los 13 años de vida de los teletones mexicanos, se ha podido reunir cantidades importantes de dinero, los cuales año con año han ido en aumento gracias al apoyo y participación de todos los involucrados, además de gente famosa y con dinero, patrocinadores y bancos, también se han animado las personas del público cuya situación económica es limitada y quienes tienen un enfermo de esa naturaleza dentro de su familia.

Este año, el dinero acumulado fueron de 443 millones 341 mil 815 pesos y serán destinados para dos Centros en el norte del país: Baja California y Sonora.

El Teletón en el mundo

No sólo en México se realizan los Centros de Rehabilitación, también existen alrededor del mundo, por ejemplo, en el caso de América Latina, los pioneros de estas organizaciones de caridad son los Estados Unidos de América, y le siguen Brasil, Chile, Costa Rica, Ecuador, Guatemala, entre otros. Mientras que en el viejo continente se puede mencionar a países como Alemania, Francia, España y Reino Unido. En ocasiones, los teletones internacionales son utilizados para ayudar a víctimas de accidentes naturales como los terremotos, inundaciones y sequías.

En México, los CRIT´s son creados para los niños que necesitan de una recuperación física y continuar con su vida o al menos tener una mejor calidad de vida, por ello, se han instalado hospitales en diferentes partes de la República Mexicana. Los primeros fueron en el Estado de México, luego en Guadalajara, Oaxaca, Aguascalientes, Durango, entre muchos más.

El CRIT visto como negocio

Se critica al Teletón por ser un atractivo movimiento lucrativo, y no como un acto benéfico. Varias personas están convencidas de que el Estado debe proporcionar estos servicios a la población. Según estudiantes, contadores públicos de la UAM, IPN y UNAM, dicen que el Teletón es un medio de Televisa para evadir impuestos ante Hacienda, ya que al momento de pagar, la empresa de San Ángel muestra el recibo del Teletón como si fuera propio, y la Secretaría le devuelve el dinero, pero no se toma en cuenta a los mexicanos que realmente aportaron para la causa, el mismo proceso ocurre con otras corporaciones.

Según el periodista, Raúl Trejo Delarbre, manifiesta que la mayoría de las aportaciones de dinero que se destinan al teletón son realizadas por los ciudadanos de manera personal, las cuales son entregadas con un verdadero compromiso social. Sin embargo, no todo el capital es utilizado para ese fin sino que son llevados al bolsillo, (en este caso de Televisa).

Lo importante es ser solidario con los demás.