Concluye la semana dos de la NFL y en esta temprana etapa de la temporada se observan los efectos del paro laboral que mantuvo a los jugadores fuera del campo de entrenamiento antes del inicio de la temporada. Este efecto no es otro que las lesiones que están plagando a la liga con tan solo dos semanas transcurridas. Tal es el caso del corredor estrella de los jefes de Kansas City Jamaal Chales quien sufrió una lesión en la rodilla izquierda que lo dejará fuera el resto de la temporada. La lesión de Jamaal Charles se presentó cuando fue empujado fuera del terreno de juego y al parecer dio un mal paso al tratar de mantener el equilibrio.

Por su parte, los Vaqueros de Dallas sufrieron las lesiones de tres de sus estrellas ofensivas: el corredor Felix Jones, quien se separó el hombro en el primer cuarto, el receptor Miles Austin quien se agravó una lesión en el muslo, y quizá la más dolorosa fue la lesión de Tony Romo quien sufrió la fractura de una costilla y la perforación de un pulmón. Por último, Michael Vick de las Águilas de Filadelfia sufrió una conmoción en el tercer cuarto contra Atlanta y no regresó al encuentro. Aunque esas fueron algunas de las lesiones más destacadas de la semana, la realidad es que todos los equipos presentan largas lista de jugadores lesionados en menor o mayor grado.

División Este de la NFC

Después de un buen partido contra los Jets de Nueva York en la semana uno de Tony Romo, el mariscal de campo del equipo de América cometió dos errores fundamentales en el cuarto periodo que le costaron el juego a su equipo. Sin embargo, en la semana dos, Romo mostró un gran liderazgo cuando reingresó al partido después de que una captura por el lado ciego le fracturara una costilla, que al parecer, le perforó un pulmón para remontar una desventaja de 10 puntos en el cuarto ante San Francisco, pasando para más de 300 yardas por segundo partido consecutivo.

Dentro de la misma división, los Pieles Rojas de Washington obtuvieron su segunda victoria al hilo tras vencer a los Cardenales de Arizona para apoderarse del liderato de la división, tras la derrota del llamado “equipo de ensueño” del 2011, las Águilas de Filadelfia a manos de Atlanta. Por su parte, los Gigantes vencieron a los Carneros de San Luis 28-16.

División Norte de la NFC

Los Empacadores de Green Bay se repusieron de una desventaja de 13-0 para vencer a las Panteras de Carolina y a su novato sensación Cam Newton quien ha lanzado para más de 400 yardas en sus dos únicos partidos en la NFL, para un récord de la liga en cuanto a pasadores novatos se refiere. No obstante, los Empacadores perdieron a su safety titular, Nick Collins por el resto de la temporada con una lesión en el cuello.

Los Osos de Chicago cayeron ante los Santos de Nueva Orleans quienes se desquitaron de la derrota sufrida en la semana uno ante los campeones de 2010, mientras que los Leones obtuvieron la victoria más abultada de su historia al vencer a Kansas City por marcador de 48 a 3. Por su parte los Vikingos de Minnesota dejaron escapar una ventaja de 17 a 0 al terminar la primera mitad para perder ante Tampa pro 24 a 20.

Divisiones Sur y Oeste de la NFC

De los 4 equipos de esta división, únicamente las Panteras de Carolina perdieron para colocarse con un juego de desventaja ante los demás rivales de división que cuentan con una victoria por una derrota cada uno. En contraste, todos los equipos que conforman la división Oeste de la Conferencia Nacional perdieron en esta semana ante rivales de otras divisiones en la conferencia, por lo que hasta ahora se muestra como la división más débil de la NFC.

División Este de la AFC

Los Patriotas de Nueva Inglaterra asemejan a una verdadera aplanadora por la vía aérea con su mariscal Tom Brady quien rebasó las 400 yardas por segundo partido consecutivo y se perfilan como el equipo más fuerte de la división, aunque todavía es temprano para asegurarlo, ya que al parecer su defensiva secundaria es porosa. Hay que recordar que en el primer partido, Chad Henne pasó para más de 400 yardas y en este segundo encuentro, Rivers lanzó para 378 yardas.

Por su parte, los Jets dominaron a los Jaguares de Jacksonville 32 a 3, mientras que los Bills de Buffalo, contra todo pronóstico, han mostrado una ofensiva explosiva capitaneada por Ryan Fitzpatrick, promediando 39,5 puntos en sus primeros dos encuentros, para vencer a unos aparentemente mejorados Raiders de Oakland. El único equipo de esta división sin victorias son los Delfines de Miami que cayeron 13 a 23 ante Houston.

División Norte de la AFC

En la sorpresa de la jornada, Titanes de Tennessee, con un rejuvenecido Matt Hasselbeck vencieron 26 a 13 a los Cuervos de Baltimore que venían de aplastar a los Acereros de Pittsburg. Por su lado, Pittsburg derrotó fácilmente 24 a 0 a Seattle que no muestra nada a la ofensiva con el mariscal Tavaris Jackson en los controles. En este partido el mariscal de los Acereros, Ben Roethlisberger se lesionó la rodilla derecha, pero la lesión no resultó grave y pudo regresar al partido.

Divisiones Sur y Oeste de la AFC

Dentro de la división sur, los Potros de Indianápolis no encuentran su ritmo ofensivo sin Peyton Manning, quien se presentó, por fin, al campo de entrenamiento, aunque solamente caminó por las instalaciones. De esta manera, los Potros volvieron a caer, esta vez en contra de Cleveland, y con la victoria de Cincinnati, se emparejan las posiciones de la división, en la que todos los equipos tienen una victoria y una derrota.

Por su parte, en la división únicamente Denver pudo vencer a su rival y así empatar el liderato de su división en la cual todos cuentan con una victoria y un descalabro, salvo los Jefes de Kansas que cuentan con dos derrotas.

Siendo aún joven la temporada, las lesiones pueden jugar un papel fundamental en el desarrollo de la misma en la que los jugadores suplentes van a tener que llenar el hueco que dejan los jugadores titulares y mantener el mismo nivel de juego en aras del espectáculo de este deporte. Es por ello que equipos tradicionalmente ganadores como los Potros se vean con la espada contra la pared ante la ausencia de su máxima estrella, Peyton Manning.