Cuando llega el verano las pautas alimenticias cambian y en los menús predominan ensaladas, productos frescos y salsas - especialmente mayonesa - que se convierten en foco de numerosas intoxicaciones alimentarias. Este fenómeno se produce todos los años a pesar de las recomendaciones que dan tanto los organismos de sanidad como los medios de comunicación. Por ello no está de más recordarlos de nuevo e incidir especialmente en dos aspectos básicos: la conservación de los alimentos y la higiene al manipularlos.

Precauciones con la mayonesa casera

Sin duda la mayonesa es uno de los principales focos de intoxicaciones alimentarias en el verano, aunque el conocimiento sobre sus condiciones de conservación haya disminuido los riesgos de esta salsa de uso habitual en numerosos menús de verano. En cualquier caso conviene recordar algunos consejos para su elaboración y especialmente para su conservación. Un ingrediente básico de la mayonesa son los huevos y por ello deben tenerse en cuenta las siguientes precauciones:

  • Conviene comprobar la fecha de caducidad que normalmente figura en el propio huevo o en el envase.
  • Los huevos deben conservarse en el frigorífico y no deben lavarse al almacenarlos pues la humedad puede facilitar la entrada de microorganismos. Sin embargo deben lavarse, si fuera preciso, inmediatamente antes de utilizarlos para hacer la mayonesa.
  • Para romper el huevo es conveniente utilizar el borde del recipiente donde se vaya a batir, o en este caso elaborar la mayonesa. En cualquier caso es importante evitar que caigan trozos de cáscara.
  • Finalmente es fundamental mantener la máxima higiene, tanto en las manos como en los utensilios que se utilicen.
Además de estos consejos relativos al uso de los huevos, es recomendable preparar la mayonesa con una antelación mínima a su consumo. Para facilitar su conservación conviene echar unas gotas de limón o de vinagre. En cualquier caso debe conservarse en frigorífico y no consumirse si han transcurrido 24 horas desde su elaboración. En los restaurantes, como es sabido, deben utilizarse mayonesas industriales o elaborarlas con ovoproductos pasteurizados en sustitución del huevo fresco.

Verano, consejos cuando se come en restaurantes o chiriniguitos

En verano es habitual comer en chiringuitos o en restaurantes próximos a la playa. En estas comidas deben tenerse en cuenta algunos consejos para evitar intoxicaciones:

  • A pesar de que la normativa relativa a la mayonesa que se usa en los restaurantes es estricta, es recomendable evitar el consumo de platos que lleve esta salsa y en concreto la ensaladilla rusa.
  • En general debe evitarse el consumir platos que lleven huevo en su elaboración, ya que el riesgo de infecciones porque estén poco cuajados es alto.
  • Comprobar que los ingredientes o las raciones ya preparadas, se conservan en vitrinas refrigeradas.
  • Las ensaladas es preferible aliñarlas uno mismo y evitar que lleven salsas, pescado o marisco.
  • Aunque en la zona el agua sea bueno, es mejor pedir agua mineral y que la botella llegue cerrada a la mesa.

Consejos generales para cocinar en verano

Además de las precauciones cuando se elabora mayonesa y los consejos para las comidas fuera de casa, hay una serie de consejos básicos que se deben tener en cuenta cuando se cocina en verano:

  • La higiene es fundamental y por ello deben lavarse las manos antes de cocinar y todas las veces que sea preciso durante la preparación de la comida. Igualmente deben lavarse los utensilios y la superficie sobre la que se cocina.
  • Evitar el mezclar alimentos crudos y cocinados y el uso de los mismos utensilios tanto en la elaboración como en la conservación.
  • Un consejo fundamental es asegurarse de que los alimentos no queden crudos por dentro, especialmente la carne, huevos o pescado.
  • Una vez preparada la comida debe conservarse en el frigorífico lo antes posible
  • Finalmente, debe respetarse siempre la fecha de caducidad, aunque en algunos productos pueda haber algún margen una vez transcurrida la fecha.
Aunque es difícil respetar de forma rigurosa todos estos consejos - especialmente en un período de vacaciones y relajación - debe pensarse que todos los esfuerzos que se hagan en este sentido ayudarán a pasar unas vacaciones tranquilas, sin el sobresalto que supone una intoxicación alimentaria y los graves riesgos para la salud que conlleva.