En los años 80, Renfe adquiere los coches de viajeros de la serie 9000 y 10000, se trata de coches de viajeros de gran calidad, aptos para velocidades de 160 Km/h, climatizados y de gran interiorismo y confort para los viajeros. Los coches 9000 estaban pensados en un principio para los trenes diurnos y los 10000 para los trenes nocturnos denominados "Estrella", pero lo cierto es que realizaban todo tipo de servicios y muchas veces circulaban mezclados en diversos trenes de viajeros.

La idea de Renfe era ir sustituyendo a los coches de viajeros más antiguos, sobre todo a las series 5000 y 8000.

Los coches de viajeros de la serie 10000 de Renfe

Desde 1984 empiezan a construirse, se trata de un pedido urgente, ya que Renfe tiene dos grandes necesidades, por un lado, material apto para circular a 160 Km/h, ya que Renfe tenía previsto aumentar a esta velocidad las líneas principales y por otro lado, la de poseer coches de viajeros más modernos y climatizados, sobre todo para mejorar los servicios nocturnos, por ello Renfe cambia la denominación de "Expreso", por la de "Estrella".

Renfe alquiló a principios de los años 80, unos coches denominados "Corail" a los ferrocarriles franceses, la finalidad era probarlos en la red española, para comprobar su calidad, estos vehículos dieron muy buen rendimiento y por ello Renfe decidió que la serie 10000 estuviera basada en los coches "Corail".

Pedido de Renfe para los coches de viajeros serie 10000

El pedido de Renfe a la industria ferroviaria fue importante y variado, era el siguiente:

  • A10x 10001-10037: 37 coches de primera clase con diez departamentos de seis plazas.
  • B11x 10201 10296: 96 coches de segunda clase de once compartimentos de ocho plazas.
  • DP10 10401-10415: 15 furgones postales.
  • Bc10x 10601-10620: 20 coches de segunda clase con 10 departamentos de literas.
  • BR4x 10801-10821: 21.
  • 10.800, coches en los que, además de cuatro departamentos de ocho plazas, y un aseo existe un espacio cafetería con barra.
  • En total 189 coches de viajeros.
Cabe mencionar que se construyó también una serie de coches 9600, parecidos exteriormente a los 10000, pero con interior de literas, para trayectos nocturnos.

Características técnicas de los coches de viajeros serie 10000 de Renfe

  • Coches construidos: 189
  • Constructores principales: CAF, Macosa, B&W
  • Años de construcción: 1984-1987
  • Distancia entre topes: 26.400 mm
  • Peso: 43/45 t (dependiendo de la subserie)
  • Velocidad máxima: 160 Km/h
  • Plazas: 60 (primera clase), 88 (segunda clase)
  • Bogies: GC 3A

Servicios ferroviarios realizados con Renfe

Estos coches de viajeros, empezaron a circular en servicios nocturnos, en los trenes denominados "Estrella", estos eran los trenes Expreso de toda la vida, pero modernizados, climatizados y para olvidar un poco el tópico del "tren nocturno lento y sucio".

Estos coches tenían una decoración exterior en colores crema, muy bonita y elegante, y más adelante también se les podía ver en trenes diurnos, sobre todo cuando otras series más antiguas fueron dadas de baja.

Los coches 10000, tenían diversas subseries, existían coches de segunda clase y primera (ambos mayoritarios), también literas, furgones postales y de equipajes, como curiosidad, llegaron a existir coches guardería, pero luego fueron reconvertidos a coches de segunda.

En los años 90 muchos de estos coches pasaron a servicios diurnos y Renfe abandonó un poco su mantenimiento, perdieron encanto al cambiar de decoración, una pintura azul, blanca y gris, bastante menos vistosa, muchos acabaron en los trenes Diurno, los de menor categoría de Renfe.

A finales de los años 90 empezaron a darse de baja algunos de ellos, cuando la mayoría funcionaban perfectamente, la política de Renfe de por entonces ya quería eliminar el material convencional, en favor del material autopropulsado, algo que no se hace en ningún país europeo.

Empezando el siglo XXI, se veía muy claro el declive de estos vehículos, solo unos pocos recibieron la decoración de Renfe Operadora, en los nuevos planes de la empresa estatal se confirmaba la supresión paulatina de los trenes convencionales, solamente 41 coches de la serie 10000, fueron modernizados para la creación de la nueva serie 2000 "Arco".

Los coches de la serie 10000, grandes coches de viajeros, pero infravalorados

Estos vehículos fueron de una gran calidad, de hecho modelos similares llevan funcionando más de 25 años en muchos países europeos, con una gran rendimiento en el servicio y la mayoría en un gran estado de conservación.

En España, Renfe elimina el material convencional no porque funcione mal, sino por una cuestión política, se vende el AVE y el material autopropulsado como algo moderno y de calidad, pero solo para una clase social alta en vez de competir con el automóvil y el autobús como pasa en otros países.

Los coches de la serie 10000 no han sido amortizados, Renfe vuelve a despilfarrar el dinero del contribuyente, favoreciendo un ferrocarril caro, en vez de un modelo más económico y para todo el mundo.