Un felino”. Así lo definió su diseñador, Taewan Kim. Nacido en Corea, Chevrolet ya tiene su nueva máquina, el sedán Cruze. Tecnología que combina confort con elegancia, envuelta en una brisa deportiva que agrega el toque de distinción. Chevrolet lo definió como “el auto que vino a cambiar al auto”. La versión más completa, el Cruze LTZ, se acerca bastante a la definición.

Medidas y diseño del Chevrolet Cruze

Cruze se sitúa en el segmento C, segmento liderado por el Honda Civic, el Renault Fluence, el Lancia Delta, el Citroën C4. Con un largo de 4,5 metros, un ancho de 1,7 metros y un alto de 1,4, el Cruze reúne las dimensiones exactas de diseño, entre el gusto deportivo y la categoría; su trabajo aerodinámico, permite un menor consumo y elimina ruidos de flujo de aire. Es decir, tecnología aplicada a una función pragmática.

Las líneas curvas del techo, en contraposición de la sobriedad de las puertas, finalizan en una “trompa” de parrilla grande y óptica “gatuna”. Rematado por llantas de aleación de 17 pulgadas, Cruze alcanza excelente rendimiento en asfalto, bajo distintas condiciones climáticas.

Interior del Chevrolet Cruze

El interior continúa con su estilo moderno. Líneas curvas que van hallando continuación en cada detalle y hacen del Cruze un sitio de confort insuperable para las largas distancias. Para ello, son indispensables sus perfectas butacas de cuero ecológico y con regulación longitudinal y de altura. A la hora salir a la ruta, el espejo interior cuenta con sensor anti-encandilamiento, dispositivo que oscurece automáticamente el espejo ante luces brillantes. En su tablero se destacan la computadora de a bordo y el control de tracción junto al control de estabilidad.

Uno de los puntos altos de Cruze es la espacialidad alcanzada en un auto de segmento medio. Gracias al sistema de butacas y su diseño moderno; este sedán puede cargar, sin incomodar, a cinco personas.

Sistemas de seguridad del Cruze

Todos los requisitos de última generación en cuanto a seguridad están completos en el Cruze. Airbags frontales y laterales. Cinturones de seguridad de tres puntos en las cinco plazas disponibles (incluye aviso de colocación). Frenos ABS con distribución electrónica. Control de estabilidad y tracción. Faros antiniebla delanteros y traseros. Alarma, y trabas para puertas traseras, opcional en el caso de llevar niños.

Cruze está diseñado contemplando zonas de deformación programada y cuenta con inmovilizador de motor y barras de protección laterales.

Motor, caja de velocidades y precio del Chevrolet Cruze

El motor de 141 CV de 4 cilindros y 16 válvulas, con motorización naftera de 1.796 cm3, le otorga al Cruze una excelente relación de consumo en kilometraje, de 7,2 litros cada 100 kilómetros. La caja de 5 velocidades, de recorrido corto, permite una aceleración de 0 a 100 en apenas 11 segundos y ofrece una velocidad máxima de 200 kilómetros por hora.

Cruze viene disponible en una alta gama de variedad y opciones. El precio, con el equipamiento básico, ronda, depende los distintos cambios de moneda, los 14.000 euros. Su versión LTZ, la más equipada y sobre el que está centrado este artículo, supera los 21.000 euros. La ecuación es sencilla: por el dinero de un automóvil mediano, uno se lleva otro que, gracias a diseño e innovaciones, se disimula como un auto de otra gama superior. Para aquellos que hayan soñado con un deportivo de films de acción pero su precio resultaba incansable, Cruze es la parada obligatoria.

Cruze, lo nuevo de Chevrolet

Chevrolet tiene su felino. Un sedán de elegancia cuyas líneas deportivas y la atención puesta en el rubro seguridad lo destacan en su segmento. El maravilloso Cruze no cambiará la historia del auto, pero sí, poco a poco, la acerca a los límites de la perfección.