En Brasil casi todo posee grandes dimensiones, el pueblo gusta saberlo e indicarlo. De fuera es observado como “El Gigante Latinoamericano”, donde hay que recorrer miles de kilómetros para llegar de un extremo a otro, con un territorio que abarca un área total de 8.514.876 km², 8.456.510 km² de tierra y 55.455 km² de agua.

Datos necesarios

La República Federativa de Brasil, cuenta con 26 Estados, más un Distrito Federal (Brasilia), con 5.565 municipios, su población es de 191.480.630 (mediciones aproximadas de IBGE, pues el último conteo aún no está disponible) y la extensión de su territorio representa el 47% del total de América del Sur.

Haciendo una comparación con los demás países del mundo, Brasil dispone de la quinta mayor población, la quinta superficie territorial, la novena mayor economía del planeta y la más grande de Latinoamérica. Además tiene el 20% del total de biodiversidad, con la gran riqueza de la selva del Amazonas que se extiende en 3,6 millones de kilómetros cuadrados, el Pantanal y el Cerrado.

La otra fisonomía

Pero es sabido que no todo lo que exhibe grandes proporciones es bueno. El gasto público, la cantidad de congresistas, el volumen de la burocracia y la carga tributaria son factores que cuando miden demasiado perjudican al tejido social de cualquier país.

Brasil despliega uno de los mayores cuerpos legislativos del mundo con 513 diputados, 81 senadores, sólo en el ámbito nacional, con grandes legiones de asesores afirmando las gestiones de los representantes, que en muchos órdenes, carecen de perfección competitiva para afrontar los desafíos que presentan las diversas problemáticas de la sociedad.

El peso del Estado

En lo que concierne a los impuestos, Brasil mostró una curva ascendente en los últimos diez años. "En 1989, en el final del primer mandato del presidente Fernando Henrique Cardoso, la carga tributaria era de 27,75% del PBI, según el consultor" Marcelo Portugal, de la Organización Fecomercio del Estado de Rio Grande do Sul. En su último gobierno, en 2002, "la carga de impuestos ya había subido a 31, 86% del PBI. Eso es que, en ese periodo Cardoso elevó la carga tributaria en 4,11% del PBI, lo que representaría casi 120 billones de reales (moneda brasileña), unos 63 billones de dólares más en impuestos, considerando el valor del PBI de 2008", señaló el consultor.

Luiz Inácio “Lula” da Silva, no quiso ser menos que su antecesor, elevando en los primeros seis años de gobierno a 35,8% del PBI, eso es 3,94%, encima de lo que ya se acumulaba, obviamente… En otra palabra, dice Marcelo Portugal, "casi 63 billones de dólares de suba en la carga de tributos".

El consultor de Fecomercio – RS señala que , "la Receita Federal (órgano recaudador de impuestos), proporcionó hace poco tiempo, el volumen impositivo de 2008 y no hubo sorpresa… Esa carga tributaria volvió a crecer, llegando a 35,8% del PBI y registrando un aumento nominal en la recaudación de 14,43%, comparado con 2007".

"Un punto en el porcentaje más, en un PBI de 1,51 trillones de dólares, significa una elevación de más de 15 billones de dólares sumados en peso tributario y sólo en un año", expresó el consultor.

Situaciones de recaudación

En el 2008, el “campeón” de recaudación tributaria fue el Impuesto de Circulación de Mercaderías y Servicios (ICMS), con 115,46 billones de dólares (7,62% del PBI), seguido por el Impuesto de Renta con 102,34 billones de dólares (6,74% del PBI), en tercer puesto el aporte al Instituto Nacional de Seguridad Social (INSS) recaudando 85,55 billones de dólares (5,65% del PBI) y en cuarta colocación la Contribución para Financiamiento de la Seguridad Social (COFINS) con una suma de 61,40 billones de dólares (4,05% del PBI). "Esos son los cuatro tributos principales que responden por poco más de los dos tercios del total de la recaudación tributaria de la Unión", según apunta Fecomercio.

Destino de los fondos

Pregunta relevante a ser hecha, después de diez años de suba constante de impuestos, dice Marcelo Portugal: Donde fue a parar todo ese dinero recaudado por los gobiernos? Los servicios públicos están mejores? Hay mejor seguridad en la calles? Mejores carreteras y educación pública? La elevación en la carga tributaria de 8 puntos del PBI entre 1998 y 2008, representa un 30% más… Manteniendo la misma eficiencia el gasto público, Brasil debería poseer en la actualidad una calidad de servicios públicos 30% superior que la observada en 1989… Será que todo mejoró? O será que no logro ver? O será que la suba del peso de impuestos está siendo desperdiciada en gastos estatales ineficientes, innecesarios y de baja calidad?"

El 10% de brasileños son incapaces de escribir, esto significa que 19 millones de personas son analfabetas, grandes extensiones de carreteras se encuentra en condiciones deplorables, las fuerzas policiales son ineficientes por su nivel de adiestramiento y equipamiento, el sistema sanitario está colapsado y el contribuyente gasta un promedio de 132 días, en el año, para pagar impuestos (cálculo efectuado por el Instituto de Pesquisa Económica – IPEA). Así no hay manera.