Considerado el mejor bolero del siglo XX, viniendo además de una eminencia juvenil femenina como la que Consuelito Velázquez Torres encarnaba en tiempos conservadores, la invitación a amar con los labios que "Bésame Mucho" sugería, además de puesta en acción, se ha propuesto como el tema principal de muchas historias de amor con altas dosis de dulzura, pasión y besos alrededor del mundo.

La culpable, vida y obra de Consuelito

Consuelo Velázquez Torres nació en Zapotlán el Grande (Ciudad Guzmán), Jalisco, el 21 de agosto de 1920, y a la corta edad de cuatro años dio muestra de su pasión musical al demostrar sus dotes en un pequeño piano obsequiado por un familiar.

Dos años después estaría ofreciendo su primer recital en su escuela y siendo una excelente pianista a su ingreso a la secundaria, sin embargo su notable celebridad se vio perfeccionada por su educación musical en la ciudad de Guadalajara y en la ciudad de México, recibiéndose del Palacio de Bellas Artes como Pianista de Concierto en 1938.

Sus composiciones fueron siempre bien recibidas por el público y expertos, que encontraban en sus letras y música dosis perfectas de romanticismo, paisajes sonoros ideales para la compañía romántica.

Además de "Bésame Mucho", su eminencia musical aportó a la posteridad temas igualmente melosos como "Franqueza", "Verdad Amarga", "Que Seas Feliz", "Cachito" y otros que también han sido interpretados por muchos exponentes de los más diversos géneros y estilos musicales como parte de sus repertorios de amor y desamor.

Su belleza física atrajo la mirada no sólo de músicos, sino de productores y directores de cine en Hollywood, a quienes tuvo que rechazar por su fuerte convicción de casarse y formar una familia.

En el año de 1944 se casó con quien fungía como director de contenidos de la radiodifusora mexicana XEQ, Mariano Rivera, quien rompió con los esquemas sexistas de la época al permitir el desarrollo profesional de Consuelo sin intervenir o coartar su pasión: la música.

Aparte de cantante, maestra de música, compositora y concertista, Velázques se desempeñó permanentemente en un clima de lucha y respeto por la música, por lo que sus aportaciones no quedan únicamente en canciones.

Junto a su gestión política en México en las décadas de 1970 y 1980, también luchó incansablemente por la creación y protección intelectual de las obras musicales hechas por los colegas mexicanos, llevándola a la presidencia de la Asociación de Autores y Compositores de México, incluso logró posicionarse como vicepresidenta de una asociación con los mismos fines, pero a nivel internacional.

En el año de 1985 reafirmó su consagración ante los grandes del gremio, al recibir la nada ligera noticia anunciando la superación de los dos millones de transmisiones del bolero del siglo en los medios audiovisuales norteamericanos.

Falleció el 22 de enero del 2005 en una clínica en la Ciudad de México, donde era atendida por complicaciones a su salud a causa de un accidente sufrido en las escaleras de su casa.

Es considerada junto a María Greever y Gonzalo Curiel uno de los tres máximos compositores románticos.

Grande entre grandes

La canción que la compositora zapotlense conocida mundialmente como Consuelito Velázquez escribió antes de los 20 años de edad (la primera canción escrita por ella) sin la experiencia propia del beso, goza de una predilección superior dentro del mundo musical y sus miles de exponentes, quienes han hecho de "Bésame Mucho" una de las canciones más interpretadas alrededor del mundo, en todos sus idiomas, géneros y estilos, transformando este bolero en piezas musicales escuchadas por amantes, lo mismo del bolero, que del jazz y hasta de la música electrónica.

Junto a covers de Frank Sinatra, Elvis Presley y The Beatles, destaca esta canción no sólo por su popularidad, predilección y fama internacional, sino porque estos mismos intérpretes cedieron ante la fuerza y romanticismo de "Bésame Mucho" y la hicieron propia a través de sus covers.

No es casualidad entonces que esta canción surgida durante la II Guerra Mundial sea, además del bolero del siglo XX, la canción mexicana más cantada en el mundo.

Por 60 años este bolero se ha mantenido en los primeros lugares de popularidad, ha sido utilizada en bandas sonoras de series de televisión, producciones cinematográficas, incontables ocasiones tocada en la radio, la televisión, interpretada en todos los idiomas y estilos musicales por un creciente número de artistas que se han enamorado "a primera oída" de "Bésame Mucho", que ha resultado ser también el remedio a los males y complicaciones sufridos por algunas parejas.