Una de las delegaciones con más patrimonio cultural susceptible de aprovecharse para desarrollar el turismo cultural es Azcapotzalco, localidad milenaria de gran interés. Azcapotzalco se ubica en el norponiente de la Ciudad de México. El centro se localiza cerca de la estación del metro Camarones. Colinda al norte con Tlalnepantla de Baz, al poniente con Naucalpan de Juárez, al sur con la delegaciones Miguel Hidalgo y Cuauhtémoc y al oriente con la delegación Gustavo A. Madero.

Azcapotzalco es una palabra náhuatl que significa en el hormiguero. Lo cual coincide con el glifo topónimo que se puede observar en la portada de la parroquia de San Felipe y Santiago: una hormiga con granos de maíz. Cuenta el mito indígena que una hormiga que fue quien le indicó a Quetzalcóatl donde estaba el maíz, que se convertiría en el sustento de los hombres.

Historia prehispánica de Azcapotzalco

Existe vida en Azcapotzalco desde el preclásico, era una aldea que practicaba cierta forma de comercio, por medio del truque. El señorío se constituyó en 1152, durante el reinado de Matlacohuatl quien gobernó hasta 1222. Otros gobernantes de Azcapotzalco fueron Chiconcuatzin (1222 – 1248) y Texcapitzin (1248 – 1283).

En el último año llegaron gente de filiación matlatzinca. Xolotl envió a Acolhua a Azcapotzalco. A partir de ese momento surgieron los tepanecas. Su esplendor se alcanzó con Tezozomoc (1343 – 1427). Mientras que con Maxtla se dio la crisis y colapso de Azcapotzalco, ya que primero mató a su hermano Tayatzin, luego se rebelaron los Acolhuas y los mexicas. Los tepanecas fueron derrotados y la capital se trasladó a Tacuba, que posteriormente formó parte de la Triple Alianza junto con Texcoco y México.

La región gobernada por los tepanecas se llamó Tepanohuayan. Durante la época prehispánica en Azcapotzalco se ubicó el mercado de esclavos y sus habitantes fueron artífices de oro, plata y jade. En San Miguel Amantla se han encontrado varios vestigios arqueológicos.

Iglesias dominicas de Azcapotzalco

En 1529 llegaron los dominicos a Azcapotzalco iniciando la evangelización de la región. Fray Lorenzo de la Asunción terminó las obras de la iglesia de los Santos Apóstoles Felipe y Santiago el 23 de marzo de 1565. En su convento hay vestigios de pintura mural que versan sobre la vida de santo Domingo y otros santos de la Orden de Predicadores.

En la Iglesia de San Felipe y Santiago existe una hermosa capilla anexa dedicada a la Virgen del Rosario con retablos de estilo churrigueresco. Destacan las pinturas de Juan Correa en el retablo de santa Ana y de Cristóbal de Villalpando, en el retablo de santa Rosa de Lima. Es de interés la iglesia de San Salvador de Nextengo, construcción de 1562, en la que existe una imagen de Cristo regalada por el rey Carlos V a Hernán Cortés quien a su vez la donó a esta comunidad. La iglesia de San Miguel Amantla es de 1602 fue construida por los dominicos, es un edificio de tezontle, cantera y piedra.

Otras iglesias de origen colonial en Azcapotzalco son: San Simón, San Salvador de Nextengo, San Juan Huacalco, San Francisco Xocotitla, San Andrés, San Martín Xochinahuac, San Andrés de las Salinas, Santa María Malinalco, San Lucas, San Juan Tlihuaca, San Miguel Amantla, Santa Bárbara, Santa Catarina, Santo Tomás, Santiago Ahuizotla, San Francisco Tetecala, Santa Apolonia, Santa Cruz Acayucan, Santa Lucía, La Concepción, San Pedro Xalpa, San Mateo, San Bartolomé Cahuatongo, Santo Domingo. Los dominicos se fueron de Azcapotzalco en 1912, cuando optaron por conservar la iglesia y convento de La Candelaria en Tacubaya.

Última Batalla de independencia

El 19 de agosto de 1821 se dio en Azcapotzalco la última batalla para alcanzar la independencia de México. Iturbide antes de partir a Córdoba desde Texcoco nombró a Luis Quintanar comandante a quien se unieron las fuerzas de Anastasio Bustamante. Encarnación Ortiz dio su vida para evitar que las fuerzas realistas del coronel Manuel de la Concha, se apropiaran de un cañón.

Otros monumentos de interés en Azcapotzalco

El edificio de la antigua delegación, hoy Casa de Cultura, es de estilo afrancesado, formaba parte del conjunto arquitectónico dominico. Otro atractivo es el Jardín Hidalgo, con su quiosco estilo colonial y estatua de Miguel Hidalgo. La biblioteca fray Bartolomé de las Casas conserva un mural de Juan O’Gorman y en el Hospital la Raza hay murales de Diego Rivera y David Alfaro Siqueiros.

En el Parque Tezozomoc hay un lago artificial. En Hacienda del Rosario se ubican los museos de arte regional y de arte tridimensional. Existe otro museo en Libertad número 35, colonia El Recreo llamado del príncipe Tlaltecatzin. Es también de interés la rotonda de los Ahuehuetes en San Juan Tlihuaca en forma de círculo, inaugurado el 16 de septiembre de 1910 para celebrar el centenario del movimiento insurgente.