En un procedimiento rápido, la FDA aprobó recientmente al Sirturo, un medicamento que utilizado con otros fármacos, integra un tratamiento para combatir la forma de tuberculosis multirresistente (TB-MR).

Es la primera droga contra la tuberculosis aprobada después de 40 años y no es casualidad la preocupación existente, atento a las advertencias de la Organización Mundial de la Salud (OMS), respecto de la expansión y aumento de esta forma de la tuberculosis en todo el mundo.

Qué es la tuberculosis multirresistente

La TB-MR es una forma de la enfermedad resistente a los fármacos tradicionales y más potentes, como la isoniazida y la rifampicina. Esto ocurre porque la bacteria - el bacilo de Koch - se vuelve resistente a los productos farmacológicos utilizados desde hace décadas.

La OMS alertó ya en 2011 que la TB-MR está en aumento, llegando a contarse ese año unos 400.000 casos a nivel mundial.

Están surgiendo algunos casos de nuevas formas de resistencia, incluso más resistentes, denominadas ultrarresistentes, TB-XR, los que en 2010 se habían contabilizado como un 9 % por ciento del total de los casos resistentes.

Causas de la resistencia a la bacteria

La principal causa de resistencia de la bacteria a la isoniazida y la rifampicina y a otros fármacos es el uso inadecuado que los pacientes les dan a estos medicamentos.

La tuberculosis requiere de un tratamiento de estricto cumplimiento y se cura en unos seis meses; sin embargo para algunos pacientes, estos plazos son muy extensos y difíciles de observar.

Otras causas posibles son las formulaciones ineficaces de esos medicamentos y la falta de disponibilidad que en muchos países hay de esos fármacos potentes.

Por último y tal como se ha mencionado, estos medicamentos existentes llevan en uso más de 40 años y es posible que el bacilo de Koch haya generado resistencia a sus efectos.

Programas de lucha contra la TB-MR

El aumento de los casos de TB-MR y de la Tuberculosis en general, impulsa a muchos países a generar programas de tratamiento específico de una enfermedad, que parecía superada en cuanto riesgo sanitario.

En efecto, las autoridades sanitarias generan planes y programas con reglamentaciones estrictas, por las que los pacientes deben concurrir obligatoriamente a centros de salud a tomar la medicación que provee el estado. De esta forma se garantiza el control y supervisión del tratamiento y se minimizan y previenen los posibles efectos de un contagio masivo.

Uso y riesgos del Sirturo

La FDA aprobó el medicamento Sirturo, que opera en combinación con otros fármacos antituberculosos neutralizando una enzima que es necesaria para que la bacteria que provoca la enfemedad infecciosa pueda multiplicarse y extenderse por todo el organismo.

Sin embargo debe advertirse que el medicamento tiene sus riesgos. En efecto, el responsable de la FDA, Eward Cox, declaró que: "La tuberculosis multirresistente es una grave amenaza a la salud pública en el mundo y el Sirturo ofrece un tratamiento que necesitaban los pacientes que no disponen de otra opción terapéutica", y añadió: "Sin embargo, dado que el medicamento conlleva riesgos importantes, los médicos deben garantizar su uso correcto y sólo en pacientes que no tienen otra opción". Esta exclusividad para pacientes y la indicación médica son recomendaciones fundamentales, atento a los riesgos - entre los que se destaca el riesgo cardíaco - que implica el consumo de este fármaco.

Aprobación por la FDA por procedimiento abreviado

La magnitud global del problema que podría generar esta multirresistencia se manifiesta en el procedimiento rápido que la FDA utilizó para permitir su comercialización. En este sentido, se basó en los resultados positivos de ensayos clínicos llevados a cabo en 440 pacientes, cuando para otros casos requiere de miles de casos y plazos extendidos.

Los casos de tuberculosis eran en 2011 de unos nueve millones de pacientes en todo el mundo; de los 400.000 a los que no les hacía efecto los fármacos, la mayoría se concentraban en Europa del Este, China, India, Rusia y en Sudáfrica.

Fuente: AFP, Latercera