No me miren mal por lo que voy a decir. No se enfaden. Pero debo decirles que existen políticos que valen la pena, políticos que hacen cosas de verdad por su pueblo. O, por lo menos, este de la foto, es así.

Quizá sólo exista este político honrado en todo el planeta, no lo sé, pero al menos existe uno, el de la foto.

Se llama Ángel Vadillo, de 48 años, y es alcalde socialista de Alburquerque, un pueblo español de la provincia de Badajoz. En 2011 consiguió para su pueblo la implantación de cinco plantas termosolares. Esto iba a dar muchos puestos de trabajo a un pueblo con una tasa de paro del 40 %. Todo era felicidad en Alburquerque, de 5.600 habitantes.

Pero la tragedia sobrevino en enero de 2012. La llegada al poder del PP en noviembre de 2011, y en su afán de recortar, hizo que el nuevo gobierno aprobara el decreto 1/2012 por el cual se suprimían las ayudas o primas a las energías limpias y renovables. Toda la esperanza de un pueblo, se rompió en mil pedazos.

Entonces Ángel Vadillo no se quedó parado. Viendo cómo la juventud de su pueblo entraba de nuevo en la angustia y el desaliento, ni corto ni perezoso el 19 de marzo de este 2012 inició una marcha a pie hasta Madrid para reunirse con el ministro de Industria.

Fueron 639 kilómetros, y el día 10 de abril llegó a Madrid. Allí, y enfrente del ministerio, durmió en un banco varias noches con su saco de dormir, hasta que su familia le llevó su furgoneta donde ha vivido todo este tiempo.

A inicios de junio pasado, el ministro José Manuel Soria le recibió. La reunión, según el propio Vadillo, no sirvió para nada porque duró una hora “en la que el ministro no dejó de hablar” y no hubo opción para nada más.

Estando así las cosas, el bravísimo alcalde inició una huelga de hambre el 11 de junio pasado que ha durado hasta este viernes 7 de septiembre ya que el Ministerio le recibiría el lunes 9. En este tiempo ha sobrevivido con cuatro litros de agua diario. Pesaba 94 kilos y ahora no llega a los 66.

Y la buena noticia surgida de la reunión de este pasado lunes, es que Industria junto a Vadillo y la Plataforma por un nuevo modelo energético han acordado la creación de una mesa de diálogo para la creación de un nuevo modelo energético sostenible. La próxima reunión entre Industria y la Plataforma será el 25 de septiembre.

Parece que Ángel Vadillo va consiguiendo algo de lo que se proponía. Su esfuerzo le ha costado. El pueblo, la gente, está con su alcalde.

(La última noticia del alcalde, de hoy viernes 14 de septiembre, es que acaba de ser expulsado del Partido Socialista por ser condenado a dos años y medio de cárcel por un delito de obstrucción a la justicia, y por delito de amenazas públicas a una vecina por un asunto de una construcción de una vivienda).