Kafka (1883-1924) es un autor con un estilo aparentemente sencillo y transparente, pero en realidad esa es la gran dificultad: la imposibilidad de analizar sus complicados textos de apariencia cristalina. Lo primera impresión que tenemos al leer La transformación es de pensar "¡Pobre Gregorio Samsa!". No obstante, esta obra presenta múltiples modos de lectura.

Un poco sobre La metamorfosis

La obra está narrada heterodiegética e internamente, desde el punto de vista del protagonista, Gregorio Samsa, y dividida en tres capítulos, los cuales no aparecen bajo ningún título, lo que podría entenderse como un intento del autor por evitar cualquier tipo de jerarquía. Asimismo, es muy importante el espacio en el que se desarrolla la acción, su habitación, pues representa el interior del protagonista.

Algunas de las lecturas posibles sobre La transformación

  1. Gregorio como un trabajador. Desde este punto de vista, se trata la jerarquía y los mecanismos de control del trabajo. El protagonista no tiene miedo de lo que le ha sucedido, sino que teme perder su trabajo si no llega a tiempo, porque tiene que traer dinero a casa. Todo esto demuestra un gran nivel de sumisión.
  2. Crisis de un adolescente. Vemos, además, un recóndito deseo de emanciparse de los padres, algo muy propio del expresionismo. Aún así, apreciamos también comportamientos infantiles: espía las conversaciones de los padres, le gusta gatear (estando convertido en un escarabajo), etc. Podríamos incluir también el concepto alemán Urszene, que podría traducirse como "escena infantil". Se trata, pues, de un concepto del psicoanálisis freudiano en el que se muestra un deseo infantil de ver a los padres haciendo el acto sexual. Asimismo, se presenta una fantasía de dominación de Gregorio con Grete, su hermana.
  3. Relación de crecimiento entre Grete y Gregorio. En la novela, ante la situación de Gregorio, Grete madura y crece. Contra más es el desfallecimiento del protagonista, mayor es la responsabilidad que ejerce su hermana.
  4. Sadomasoquismo. Leopold von Sacher-Masoch (1836-1895) fue el creador del sadomasoquismo con su obra La venus de las pieles (Venus im Pelz, 1870), y podríamos trasladar este concepto a La transformación, puesto que en el texto se muestra un constante dolor que podría relacionarse con el deseo físico.

Evolución de la obra La Metamorfosis

Como hemos mencionado anteriormente, la novela se divide en tres capítulos, en los cuales se aprecia una evolución del personaje principal.

  • Inicio de cada capítulo.
Cada capítulo comienza de la siguiente manera:

  1. Primer capítulo: "Cuando, una mañana, Gregorio Samsa de despertó...".
  2. Segundo capítulo: "Solo al caer la tarde se despertó Gregorio de su pesado sueño".
  3. Tercer capítulo: "[...] Gregor pasaba las noches y los días casi sin dormir".
Como vemos, en el texto se muestra una evolución negativa tanto en el transcurso del día (mañana, tarde, noche) como en su placidez del sueño (se despertó, se despertó de su pesado sueño, apenas podía dormir).

  • Intentos de salir de su habitación.
Se producen tres intentos por parte del protagonista de salir de su espacio:

  1. Primer capítulo: Gregorio entra en la sala.
  2. Segundo capítulo: Gregorio entra en la habitación de al lado, la de su hermana.
  3. Tercer capítulo: Gregorio entra lentamente en la sala.
En la sala es donde suele estar toda la familia. De este modo, y teniendo en cuenta que la habitación representa su interior (y esta siempre está cerrada), podría interpretarse como un intento, primeramente, de abrirse o buscar protección en su familia.

Al ser mal recibido por parte del padre, que le da un violento golpe por detrás y hace que Gregorio vuelva a su alcoba, en el segundo capítulo lo intenta con la hermana, queriendo entrar en su habitación, pero, de nuevo, su padre le agrede, en este caso bombardeándole con manzanas y obligando a Gregorio a retroceder nuevamente hacia su habitación.

Por último, en el tercer capítulo, Gregorio vuelve a intentar mostrarse ante su familia, aunque esta vez con cierto miedo (leamos con atención la palabra lentamente). Lo que sorprende en esta ocasión es que es la hermana quién muestra violencia y le encierra con cerrojo y llave en su habitual espacio.

  • Las transformaciones de Gregorio.
El joven Samsa, pese a la metamorfosis que sufre al inicio de la novela, también padece otros tipos de "transformación":

  1. Primer capítulo: todavía es tratado como un hombre.
  2. Segundo capítulo: pasan a tratarlo como un animal.
  3. Tercer capítulo: se convierte en un objeto para su familia.
Así pues, en el primer capítulo Gregorio tiene una relación con su familia más "humana". En el capítulo siguiente, el protagonista es alimentado como un animal. Y por último, en el tercer capítulo, tras la muerte de Gregorio, la familia no siente lástima por él, sino que tratan a su cuerpo muerto como un objeto viejo e inservible.

Kafka, el expresionismo y el término "kafkiano"

Es importante mencionar que Franz Kafka es un autor prácticamente inclasificable, pero que encaja mejor dentro del expresionismo. No obstante, Kafka se considera a sí mismo un autor del movimiento.

El término kafkiano hace referencia a lo siniestro, lo angustioso y lo opresivo, debido a las sensaciones que le produce al lector cada una de las lecturas de este gran autor de la literatura universal.