Talismanes y amuletos, objetos que atraen la buena suerte o alejan de nosotros las cosas malas, han existido desde siempre.

Desde tiempos remotos el ser humano ha confiado en la magia de algunos objetos a los que atribuía poderes especiales, al principio eran cosas que encontraba de forma fortuita como huesos, piedras u otros cosas que hallaba en la naturaleza, pero poco a poco el hombre aprendió a elaborar sus propios amuletos. Empezó a grabar símbolos en la madera y a hacer adornos de barro, los cuales sometidos a sencillos rituales le aseguraban la protección de lo divino, y le aseguraban la salud, el amor, la prosperidad y el éxito.

Amuletos rúnicos de barro

En barro es muy fácil hacer pequeños objetos como runas. ¿Pero qué runa escoger como amuleto? Es muy fácil, mire el alfabeto rúnico y escoja el que considere el más adecuado para usted, o si no, también puede escoger el que corresponde a su signo del zodíaco.

Runa que le corresponde a cada signo del horóscopo

  • Aries: Fehu y Tyr. Paz, riqueza, bienestar, fortuna, valor, éxito, seguridad.
  • Tauro: Uruz y Othel. Salud, energía positiva, energía sexual, opulencia.
  • Géminis: Thor y Kano. Buena suerte, fuerza, energía, poder.
  • Cáncer: Ansuz y Hagalaz. Dinero, atractivo, optimismo, magnetismo.
  • Leo: Raido y Manaz. Buena suerte en general.
  • Virgo: Nid y Ehwaz. Fuerza para superar dificultades, viajes, mejorías en general.
  • Libra: Gebo y Bercana. Éxito, amor, amistad, prosperidad.
  • Escorpio: Wunjo y Nig. Energía, ayuda a superar la melancolía, relaciones sólidas.
  • Sagitario: Lagaz y Doero. Sabiduría, espiritualidad, armonía, ganancias.
  • Capricornio: Zolh y Sigel. Amistad, ascensos, éxito, vitalidad.
  • Acuario: Isa y Peorth. Sorpresas, instinto, carisma, ganancias.
  • Piscis: Jara y Eiwaz. Familia y pareja, prosperidad y bienestar.

Elaboración de su amuleto

Una vez escogido la Runa ya sea según su signo o el que más le guste, puede proceder a la elaboración, para lo cual sólo necesita barro, agua, un horno, palillos, pintura y un pincel.

Humedezca el barro, no hace falta mucha cantidad, amáselo y divídalo en las partes que desee.

Deles forma a las piezas, pueden ser redondas, cuadradas o tener otra forma que a usted le resulte atractiva; pero tenga en cuenta que si son para llevar colgadas no deberían ser de gran tamaño y recuerde también practicarles un agujero en la parte superior por donde pasar un cordel.

Con un palillo dibuje el signo de una de sus runas protectoras por un lado y el de la otra runa por el otro lado, hay muchas páginas de Internet donde puede ver los signos de las runas, son dibujos muy sencillos y fáciles de reproducir.

Precaliente el horno y cueza las piezas durante unos minutos, lo mejor es que vaya probando porque el tiempo varia según el tamaño. La temperatura del horno debe ser de 200ºC.

Cuando las piezas estén frías ya las puede pintar con témperas, aunque también puede pintarlas antes de hornearlos con pinturas especiales.

Ritual mágico

Ahora ya solo queda un último paso para que su talismán resulte realmente eficaz; debe cargarlo de energía, de magia.

La mejor forma de hacerlo es dejar su runa durante toda una noche a la luz de la luna llena, una vez hecho eso su talismán ya estará listo para atraer lo que más desee, salud, amor, trabajo, dinero o buena suerte en general.