Un estudio llevado a cabo en la Universidad Autónoma de San Luis Potosí, encabezado por Margarita Terán-García, profesora de Ciencias de la Alimentación y la Nutrición Humana y un equipo de científicos, estableció que alrededor del 35 % de los mexicanos jóvenes pueden tener predisposición a la obesidad.

Sobre los resultados del estudio, que fue realizado como parte de un proyecto científico de colaboración entre la Universidad de Illinois y la universidad mexicana, se destacó que el 85 por ciento de los hispanos que viven en los Estados Unidos son de origen mexicano.

Herencia de genes de la obesidad

"Los estudiantes que heredaron factores de riesgo genético de ambos padres tenían unos 7 kg más de peso y unos 5 cm de exceso en la circunferencia de cintura, que aquellos que no los tenían. También tenían niveles de glucosa en ayunas, ligeramente más altos", dijo Margarita Terán-García.

Características del estudio sobre obesidad en jóvenes mexicanos

En el estudio, 251 jóvenes de 18 a 25 años de edad fueron examinados según los alelos (formas en las que se expresa un gen para un rasgo genético específico) de riesgo en el gen FTO – asociado con la obesidad -.

Los investigadores vienen evaluando a unos 10.000 solicitantes anuales de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí para estudiar cómo afectan su salud los cambios en el peso, el índice de masa corporal (IMC) y los hábitos alimenticios y el ejercicio físico.

El gen FTO asociado a la predisposición a ser obeso

De acuerdo con Terán-García, el gen FTO se vincula con una predisposición a la obesidad, al aumento de índice de masa corporal y al incremento de la circunferencia de la cintura. Estos rasgos pueden a su vez tener relación a muchos problemas relacionados con la salud, incluyendo enfermedades cardiovasculares y diabetes.

De los jóvenes adultos evaluados en el estudio, 15 por ciento había heredado el riesgo genético de su padre y su madre, en otras palabras, tenían dos copias del alelo de riesgo. Otro 20 por ciento había heredado el riesgo de uno de sus progenitores, lo que implica que tenían una copia del alelo de riesgo. El 65 por ciento restante de los estudiantes participantes del estudio no tenía el alelo de riesgo.

Recomendación de dieta saludable y ejercicio físico

"Si los jóvenes se dieran cuenta de que tienen esta predisposición, podrían luchar contra ella. Si están en riesgo de obesidad, es importante que se alimenten con una dieta saludable y hagan ejercicio con regularidad.", dijo Terán-Garcia.

Primer estudio sobre el gen FTO en jóvenes mexicanos

Pese a que los marcadores y el análisis del gen FTO están disponibles para grupos caucásicos, asiáticos y afroamericanos, pocos estudios habían estudiado los efectos de este gen en la población de México o la mexicano-americana.

"Este es el primer estudio para orientar a los adultos jóvenes en México, aunque otro estudio ya había sido llevado a cabo en adultos mayores mexicanos, que habían sido diagnosticados con diabetes, obesidad y las enfermedades relacionadas con la obesidad", dijo Terán-García.

Cambio de comportamiento de los genes FTO

Los científicos ahora trabajan la hipótesis de que los genes "grasa" puedan ser influenciados por cambios epigenéticos. Y agregó Terán-García: "Así que incluso si alguien tiene esta predisposición, puede ser capaz de cambiar la forma en que esos genes se comportan si se comen los alimentos adecuados y se hace más ejercicio. Estos hábitos saludables son especialmente importantes para los jóvenes que tienen un riesgo genético de la obesidad."

Fuente: U.of Illinois, Sciencedaily (21/05/2013) & OJG